La Carpeta:
1 de 10
 
No, Andrés Manuel López Obrador no es un buscapleitos ni un bravucón. Simplemente, está convencido de que debe golpear, políticamente hablando, a cualquiera que en su opinión pueda representarle un peligro en su búsqueda de la Presidencia de la República. Es estrategia, pues. Creo que mala estrategia, pero Andrés piensa que le funciona.
Federico Arreola
octubre 2, 2017, 8:10 am

La maldita estrategia de subir al ring por cualquier cosa

No, Andrés Manuel López Obrador no es un buscapleitos ni un bravucón. Simplemente, está convencido de que debe golpear, políticamente hablando, a cualquiera que en su opinión pueda representarle un peligro en su búsqueda de la Presidencia de la República. Es estrategia, pues. Creo que mala estrategia, pero Andrés piensa que le funciona.

AMLO vs El Bronco

Durante la campaña de Jaime El Bronco Rodríguez, el dirigente de Morena apoyó al candidato independiente al gobierno de Nuevo León. Pero inmediatamente después, en cuanto El Bronco fue mencionado en los medios como posible aspirante a la Presidencia, Andrés Manuel lo golpeó. Jaime no tenía ganas de ponerse los guantes con AMLO, pero ha tenido que hacerlo. No sé qué ganó Andrés al enfrentarse a El Bronco. SÍ sé que perdió un posible aliado. Ahora, convertido en enemigo de López Obrador, tanto si llega a ser candidato presidencial independiente como si se retira de la contienda, El Bronco Rodríguez hará todo lo que pueda por quitarle votos al tabasqueño en el 2018. De hecho, ya lo hace: de vez en vez difunde videos vírales en los que se burla de Andrés Manuel.

 
 

AMLO contra Yunes

En cuanto Miguel Ángel Yunes llegó al gobierno de Veracruz, el instinto de AMLO le dijo que ese político militante del PAN podía crecer en imagen nacional debido al escándalo de corrupción de Javier Duarte, que está en la cárcel, sí, porque lo aprehendió la PGR, pero ello no hubiera sido posible sin las fuertes denuncias de Yunes. Así las cosas, un buen día Andrés Manuel aterrizó en Veracruz y se lanzó nomás porque sí contra el gobernador Yunes. Este salió demasiado respondón y contestó con gran agresividad. Nunca en su vida habían acusado a Andrés de actos de corrupción directamente en su contra. Yunes lo hizo y se presentó en todos los medios nacionales que quisieron escucharlo a detallar sus acusaciones, que lo de menos era si estaban sustentadas en hechos o eran pura fantasía. Casualmente, el principal golpe que ha recibido Morena, y que en mi opinión le costó la gubernatura del Estado de México, fue un video en el que una diputada del partido de AMLO, la señora Eva Cadena, recibía dinero en efectivo que, según ella, iba a entregar a la alta dirigencia del instituto político en el que militaba. López Obrador y su partido se defendieron correctamente y evitaron males mayores. Pero el control de daños no alcanzó para evitar que la imagen de Eva Cadena recibiendo dinero le costara a Morena los pocos votos que separaron a su candidata, Delfina Gómez, de la victoria en el Edomex.

AMLO contra Narro

“Matraquero del PRI”. Así llamó López Obrador a un hombre al que, hasta hace tiempo respetaba y aun apreciaba, el doctor José Narro Robles, ex rector de la UNAM. ¿Por qué la muy vulgar agresión de Andrés contra Narro? ¿Por qué el insulto contra una persona dedicada durante tantos años a la academia? Porque EPN invitó a Narro a encabezar la Secretaría de Salud y, desde esta posición, el ex rector sorprendió a todos y se coló, solo por su prestigio personal, entre los finalistas para obtener la candidatura presidencial del PRI. Narro Robles no le respondió nada a Andrés Manuel, lo qué tal vez fue más perjudicial para el tabasqueño que el intercambio de golpes. Gente cercana a Narro cuenta que el secretario de Salud tiene preparada una respuesta que usará en el 2018, si le toca ser candidato del PRI a la Presidencia. ¿Cuál es esa respuesta? Algo así como un juego de palabras en latín y en español para reirse un poco con Andrés Manuel, no de Andrés Manuel. La vacuna del buen humor contra las agresiones personales.

AMLO contra Margarita

Cuando Margarita Zavala empezó a figurar en las encuestas electorales, Andrés Manuel la atacó y se equivocó al hacerlo. Pudo haberla cuestionado por muchas cosas, pero AMLO decidió simple y sencillamente acusarla de ser esposa de Felipe Calderón. Con todo lo desagradable que es Calderón –en mi opinión el principal pasivo de Margarita, #DivorcioNecesario pues–, el tono utilizado por el dirigente de Morena pareció misógino, machista. Es decir, se puso de pechito para que la señora Zavala se apuntara una victoria cuando reviró desde su condición de mujer agraviada solo por ser mujer.

AMLO contra Meade

Al secretario de Hacienda, otro de los favoritos en la sucesión priista, AMLO lo atacó por la vía de destaparlo por ser, al mismo tiempo, el candidato oficial del PRI y el verdadero candidato del PAN. De pasada, lo enfrentó al secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong: “¿Pero cómo le van a hacer (para destapar a Meade)? Si Chong está arriba en las encuestas, ¿cómo le va a hacer Videgaray que es el padrino de Meade?”. Meade respondió aprovechando que se reúne con frecuencia con financieros globales que también han platicado con Andrés Manuel: simplemente, el titular de Hacienda dejó que en los espacios de la prensa económica circulara la versión de que mientras a AMLO los banqueros y empresarios no lo entienden y lo ven con preocupación, a Meade lo adoran.

AMLO contra Nuño

Cada vez que el secretario de Educación, Aurelio Nuño, otro de los finalistas en el PRI, da a conocer un éxito de la reforma educativa, Andrés Manuel lo golpea. Un ejemplo es lo que AMLO dijo de que Nuño tiene trabajando, en Guanajuato, a un hijo de Marta Sahagún, esposa de Vicente Fox. Lo que obtuvo López Obrador fue que Nuño le respondiera donde más le duele: lo acusó de nepotismo por tener a sus hijos trabajando en Morena.

AMLO contra Osorio Chong

A Miguel Ángel Osorio Chong, el cuarto favorito entre los aspìrantes priistas, Andrés Manuel lo ha atacado por todo: por el papel de las fuerzas armadas en la lucha contra el narcotráfico, porque supuestamente Osorio filtra videos en contra de Morena y hasta lo ha enfrentado a Videgaray… Osorio responde cada vez que AMLO lo menciona, pero sobre todo ha aprovechado las críticas del tabasqueño al ejército para lastimarlo. No le ha ido bien a López Obrador cuando ha cuestionado a las fuerzas armadas y Osorio Chong lo sabe y es algo que ha usado cada vez que ha tenido oportunidad.

AMLO contra Corral

El pleito más reciente de AMLO ha sido contra el gobernador de Chihuahua, Javier Corral. Andrés atacó a Corral porque “solo se ha dedicado a ‘pintar las casetas de cobro de azul”, es decir, porque el gobernador chihuahuense “no ha dado el ancho”. Seguramente Andrés Manuel piensa que, en una de esas, el Frente Ciudadano —integrado por el PAN, el PRD y MC— decide no apoyar ni a Ricardo Anaya ni a Margarita Zavala ni a Rafael Moreno Valle… y decide hacer candidato al panista más aceptado en el PRD y en no pocos círculos de izquierda, el gobernador Corral. Hasta el momento, Javier Corral no ha respondido. Pero no es un hombre prudente que, como Narro, responderá con sonrisas en la campaña si acaso le toca la suerte de ser candidato. En cualquier momento el agresivo Corral regresará el golpe y será fuerte.

Conclusión

Andrés Manuel pelea contra todos por estrategia. A veces gana y a veces pierde. Hasta el momento nadie lo ha noqueado. Pero los golpes que ha recibido en sus pleitos ya le costaron a Morena la gubernatura del Estado de México. Ojalá ya se calme. Porque nadie, ni siquiera López Obrador, puede resistir el hecho de estar permanentemente al ataque dando y recibiendo trompadas. Así que, querido Andrés, deja el box solo para cuando se te agreda y concentráte en las propuestas, que las tienes, son muy buenas, pero de las que nadie habla porque es de lo más entretenido verte con los guantes puestos.

LOS TUBOS es una divisón de Buró Blanco S.A. de C.V. Copyright © Monterrey, Nuevo León, México. Páginas web