La Carpeta:
1 de 10
 
El gobernador del estado, Rodrigo Medina de la Cruz, y sus propias palabras acerca de la obra pública, los recursos, las vialidades y la estrategia del Estado para la reconstrucción.
Staff
agosto 7, 2010, 2:34 pm

El 10 de julio de este año, el gobernador del estado, Rodrigo Medina de la Cruz, declaró acerca de los estragos que el huracán Alex dejó en Nuevo León: “vamos a tener que redireccionar muchos de nuestros presupuestos, replantear los planes que tenemos para poder sacar esto adelante”.

El día de ayer viernes, a menos de un mes de las anteriores declaraciones, el gobernador modificó su postura sobre el desastre: “La crisis actual, derivada de los daños ocasionados por el huracán Alex, no debe ser pretexto para cancelar o diferir planes de mediano y largo plazos”.

El mismo 10 de julio, el gobernador había declarado: “…pues si nada más aquí en Nuevo León tenemos más de 100 puentes, 100 puentes que están o colapsados, destruidos, o que necesitan rehabilitación imagínense lo que eso cuesta, lo que va a costar la Avenida Constitución, la Avenida Morones Prieto, seguramente los recursos del Fonden no van a ser suficientes para hacer todo”.

Rehabilitar las avenidas Morones Prieto y Constitución va a costar lo mismo que construir las vialidades en Guadalupe que facilitarán el tránsito hacia el estadio de futbol de Femsa, es decir, alrededor de 500 millones de pesos.

Al menos en esta inversión pública que favorece a una empresa privada, el Gobierno del Estado no redireccionó el presupuesto, ni siquiera se replanteó el proyecto.

LOS TUBOS es una divisón de Buró Blanco S.A. de C.V. Copyright © Monterrey, Nuevo León, México. Páginas web