La Carpeta:
1 de 10
 
El ayuntamiento de Guadalupe aprobó enviar al congreso para su análisis, el dictamen del acta de entrega-recepción de la administración de César Garza, donde salió a relucir que la deuda heredada al gobierno de Francisco Cienfuegos, es de mil 100 millones de pesos además de tener un faltante de 21 armas en la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito.
Staff
enero 29, 2016, 5:28 am

cienfuegos-20160129

En una sesión extraordinaria de cabildo, tensa por la inconformidad de los regidores panistas de oposición, el ayuntamiento de Guadalupe aprobó enviar al congreso para su análisis, el dictamen del acta de entrega-recepción de la pasada administración, donde salió a relucir que la deuda heredada al gobierno de Francisco Cienfuegos Martínez, es de mil 100 millones de pesos además de tener un faltante de 21 armas en la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito.

Esta sesión convocada a temprana hora del jueves, tenía como único punto del orden del día aprobar el enviar al poder legislativo la glosa de la pasada administración que se dijo estuvo siendo revisada por la comisión especial creada en el cabildo guadalupense pero que, según los regidores panistas, primero no fue enviada con tiempo a ellos para poder leerla a detalle, además de que el documento era muy escueto y denunciaron que esta comisión especial nunca se reunió para revisar el documento.

“En la sesión de la semana pasada advertimos una falta de fluidez de información con respecto al dictamen de la entrega-recepción, señalamos que no habían sido convocados los miembros de esa comisión en una sola ocasión dentro de los casi tres meses que ya llevábamos dentro de la administración”, manifestó Gilberto de Jesús Gómez Reyes, regidor panista.

“Advertimos que probablemente se fuera a presentar un dictamen de la forma en que se está presentando, escueto, con poca información, nada concreto y sólo con la obligación de cumplir con el artículo 32 de presentarlo a este cabildo para su aprobación”.

En este dictamen se sacaba a relucir que en lo referente a la deuda de corto plazo o bien, la deuda con proveedores, el municipio de Guadalupe tenía una deuda de 460 millones 799 mil pesos, donde aparte se detectaron 54 millones de pesos como faltante.

Asimismo, en lo que se refiere a deuda bancaria, la pasada administración municipal reportó una deuda de 578 millones de pesos, que sumada a la de corto plazo da casi mil 100 millones de pesos, sin contar las demandas de proveedores que han llegado a la Secretaría de Ayuntamiento, que son por un monto de 210 millones de pesos.

Entre las demandas que han llegado al ayuntamiento, sobresale una del Centro de Traumatología SA de CV, que le daba atención a funcionarios municipales y familiares, por 65 millones de pesos, y otra de la empresa recolectora de basura Setasa, por 80 millones.

Señaló el regidor panista Gilberto Gómez que era una tremenda irresponsabilidad lo que se estaba haciendo en el Cabildo de Guadalupe, al aprobar ese dictamen a la ligera y que la comisión especial no hizo su trabajo de revisar esta glosa.

Por su parte, el alcalde Francisco Cienfuegos señaló que el acta de entrega-recepción sólo era el desglose del estatus en que se recibe la administración municipal, y que más que terminar con esta aprobación el proceso de revisión de la glosa, al contrario, apenas empezaba y criticó a los regidores panistas por querer hacer polémica de este asunto en el que, dijo, no se va a eximir a nadie de sus responsabilidades en caso de existir.

Se reconoció por parte de Cienfuegos Martínez la falta de armas en la Secretaría de Seguridad Pública, donde se informó no estaban 20 armas cortas y una arma larga y 470 cargadores, por lo que dijo ya se iniciaron las investigaciones correspondientes para conocer el paradero de este armamento.

El alcalde agradeció la cooperación del exedil, César Garza, y los miembros de su administración al cooperar durante todo el período de transición.

// El Porvenir