La Carpeta:
1 de 10
 
Después de Semana Santa empezará a decantarse el voto útil y sólo habrá de dos sopas: o se vota por Andrés Manuel o se vota por Peña Nieto-Meade. No habrá lugar para tercios. El trasvase del voto ciudadano será perentorio. En efecto: o ruptura o continuidad.
Jose Jaime Ruiz
enero 5, 2018, 9:01 am
 

Andrés Manuel López Obrador tiene un grave problema con el tema de la inseguridad, desde su planteamiento duramente criticado por tirios y troyanos acerca de la amnistía a los grupos criminales y el nombramiento, si y sólo si gana la elección, de Alfonso Durazo como encargado de la seguridad del país. En un país agraviado por secuestros, levantones, cobro de piso, muertes colaterales y ejecuciones centrales, esa amnistía es mal vista. Ya lo escribió Jorge Castañeda en su columna de hoy en El Financiero:

Sobre la amnistía y el diálogo propuestos por López Obrador, confieso que no acabo de entender. ¿Amnistía para los campesinos si dejen de sembrar amapola o mariguana, o para que sigan cultivando? ¿Diálogo con capos para que se entreguen, o para que se dediquen a lo suyo –el narco– y no a lo ajeno –extorsión, ordeña, secuestro, etc.? Cuando nos explique, habrá que tomar en serio las 'ocurrencias' de AMLO, para descalificarlas, o para entenderlas y juzgarlas.”

Además de cargar con la negativa sombra del presidente Enrique Peña Nieto, todo lo que tenga que ver con economía, alzas, aumentos, disminuye la candidatura de José Antonio Meade. Tortillazos, huevazos y gasolinazos son la pesadilla electoral del precandidato del PRI a la Presidencia de la República. Descreo que la reciente aprobación presidencial, según casi todos los medios, se convierta en el gran factor del anhelado 30 por ciento que arrope a José Antonio.

Una campaña sin agenda maliciosa, no es campaña. Hasta ahora la campaña de Meade es reactiva: no impone. Muchos se meten a declarar y sus negativos suben. ¿En qué pensaba Otto Granados cuando se lanzó contra Andrés Manuel? ¿Enrique Ochoa como peleonero de barrio? ¿Se ve Aurelio Nuño, a través de sus cuentas sociales, más precandidato que el Precandidato? ¿Por qué subir y bajar de la campaña a Juana Cuevas?

Correr o cojear en el limbo da lo mismo. Los escenarios del precandidato de Por México al Frente son políticamente endogámicos (“Ricardo Anaya es un hombre extraño que prefiere las sombras, del que se sabe poco pero del que seguramente nos enteraremos de todo. Lo primero que hizo al ganar la presidencia de su partido fue sacar a su familia del país”, Juan Ignacio Zavala dixit). ¿Cuáles son las propuestas de Ricardo además del posible o imposible Ingreso Básico Universal? Anaya habita una especie de limbo donde lo suyo es la virtualidad. Su peor error: nada prevalece sobre él, por eso no ve la traición como traición.

¿Se le verá como un personaje de la continuidad (Meade) o del cambio (López Obrador)? Ya lo expresó uno de sus expadrinos, Felipe Calderón: “El PAN de Ricardo Anaya votó a favor de las leyes de ingreso y de las reformas al IEPS que propiciaron los aumentos de gasolina de los últimos años a los que él se refiere. Él incluso era diputado en las reformas del IEPS”.

Andrés Manuel López Obrador, a través de su voto duro, seguirá sobreviviendo a sus negativos. Ricardo Anaya no podrá convertirse en el candidato del cambio, a menos de que supere a Andrés Manuel por la izquierda y asuma no la lucha contra la corrupción sino contra la impunidad: prometer dar cárcel a Peña Nieto y su equipo.

José Antonio Meade se encuentra enjaulado en la representación del continuismo. Lo suyo, hasta ahora, sigue siendo cuidar las espaldas a los protagonistas de la corrupción de este sexenio. El aumento de la popularidad de Peña Nieto ha sido contingente porque sigue siendo parte de su buena actuación después de los sismos, pero eso no le ayudará en los próximos meses a José Antonio.

Después de Semana Santa empezará a decantarse el voto útil y sólo habrá de dos sopas: o se vota por Andrés Manuel o se vota por Peña Nieto-Meade. No habrá lugar para tercios. El trasvase del voto ciudadano será perentorio. En efecto: o ruptura o continuidad.

LOS TUBOS es una divisón de Buró Blanco S.A. de C.V. Copyright © Monterrey, Nuevo León, México. Páginas web