La Carpeta:
1 de 10
 
"Fui, hace 15 años ya de eso, a la mejor fui demasiado estricto, demasiado rígido en esas políticas y, bueno, cuando va envejeciendo uno se va haciendo más comprensivo de muchas cosas y menos rígido en muchas cosas, en muchos aspectos. Comprendes que en lo que tú hiciste eran cosas muy buenas y correctas desde un punto de vista técnico, de repente había consecuencias humanas..."
Jose Jaime Ruiz
enero 8, 2016, 11:48 am

jjr-tubosenero2016

Entre las medidas de austeridad del gobierno de Jaime Rodríguez Calderón se encuentran cancelar contratos con las televisoras, la eliminación de los aumentos de sueldo (al contrario, rebajarlos), la reducción del gasto operativo y las inversiones en obra pública... también despedir a mil 300 trabajadores (de 17 mil), personal "no necesario" que será liquidado y para lo cual la administración destinará alrededor de 300 millones de pesos.

¿Qué es lo que define al "personal no necesario" y, en contraparte, cuál es el "personal necesario"? En todo caso, hay que atender al reduccionismo del Bronco: "Vamos a quitar a muchos; se van a ir todos los huevones del gobierno, es una decisión tomada, y muchos hijos de políticos y parientes, gente que no está haciendo nada".

Despedir a burócratas sin darles alternativas, sin embargo, no era el criterio hace meses de Fernando Elizondo Barragán quien pugnaba por la reconversión burocrática y decía que no era bueno resolver un problema gubernamental creando un problema social con los despidos.

El 21 de agosto de 2015, en Calzada Política, Elizondo fue muy claro en la "sensibilidad" de este nuevo gobierno. He aquí la entrevista y alguna frases importantes a partir de los 13:12 minutos de la grabación.

Dijo Elizondo:

"Estamos decididos a no resolver un problema causando otro. Y si tú de repente mandas a la calle a miles de burócratas vas a resolver el problema financiero del estado a la mejor, pero vas a generar un problema social tremendo. Eso no es solución.

"En el mediano plazo sí tenemos que llegar a un ajuste así. ¿Cómo se le hace para brincar de la actualidad al mediano, al largo plazo? Hay que tender puentes y transiciones en eso. ¿Cómo?

"Qué tal si tomamos servidores públicos de áreas que no se van a necesitar o que van a desaparecer, etcétera, y los reconvertimos. Les damos una cierta capacitación, les damos una cierta función. Por ejemplo, ¿por qué no tomar servidores públicos y decirles 'a ver, ustedes apoyen a los pequeños empresarios, a las Pymes, ayúdenles con sus trámites, ustedes saben los corredores del gobierno y saben cómo se mueven las cosas aquí, órale'. Y entonces esa gente que empiece a hacer eso, que les des un año, seis meses, lo que sea del periodo de transición a ellos, seguramente si hacen bien su chamba van a encontrar un acomodo en empresas o en negocios fuera del gobierno y eso les permite, sin el sufrimiento de un despido masivo, reacomodarse en la economía.

"Fui, hace 15 años ya de eso, a la mejor fui demasiado estricto, demasiado rígido en esas políticas y, bueno, cuando va envejeciendo uno se va haciendo más comprensivo de muchas cosas y menos rígido en muchas cosas, en muchos aspectos. Comprendes que en lo que tú hiciste eran cosas muy buenas y correctas desde un punto de vista técnico, de repente había consecuencias humanas que no anticipaste y demás. Lo que quiero decir es que traigo ese acarreo y que ahora por supuesto que tenemos que hacer un gobierno muy austero, muy eficaz, muy delgado, muy eficiente donde con poco se haga mucho, con lo mismo se haga más, pero tampoco estoy yo pensando en que detengamos al gobierno o mucho menos que detengamos a la sociedad por una etapa de austeridad."

Hasta aquí las frases de Elizondo.

¿Qué pasó, Fernando?