La Carpeta:
1 de 10
 
.
Staff
mayo 19, 2017, 8:41 am

ducto-clandestino

Inhibir la demanda de combustible robado, es decir, detener a quien está comprando esa gasolina es uno de los elementos para contrarrestar ese delito, aseguró José Antonio González Anaya.

El director de Petróleos Mexicanos (Pemex) destacó que ello se suma a la prevención, que es otro componente importante para detener a los huachicoleros –ladrones de combustible de los ductos de la petrolera–.

“Estamos tratando de inhibir la demanda de combustible robado (…) monitoreando todo los mercados", señaló González Anaya en entrevista con Despierta con Loret.

Y es que dijo que se trata de un negocio grande pues el combustible robado no se vende en las calles, sino que llega a los consumidores a través de los expendedores de gasolina.

Hay gasolineras y grandes empresas consumidoras de gasolina robada, dijo el director de Pemex, quien reiteró que atacarán los mercados que venden el combustible robado.

Aunque reconoció que hay personal de la petrolera involucrado en el robo de combustible, González Amaya afirmó que no hay indicio que la estructura de Pemex o sindicato estén robando gasolinas.

En este contexto, advirtió que aplicarán todo el rigor de la ley cotra trabajadores de Pemex que estén involucrados en el robo de combustible.

Precisó que del porcentaje de la venta de la petrolera que es de unos 700 mil millones de pesos, los huachicoleros controlan alrededor de un 2 ó 3 por ciento.

En cuanto al tiempo en que bajará el problema del robo de combustible con la estrategia que se está implementando, González Anaya indicó que al mejorar su reacción ante el delito, esperan que se lleve algunos meses disminuir el flagelo.

// SDPNoticias

LOS TUBOS es una divisón de Buró Blanco S.A. de C.V. Copyright © Monterrey, Nuevo León, México. Páginas web