Tres grandes automotrices dijeron que formarán un consorcio para coordinar la redacción de normas de seguridad de vehículos de conducción automatizada, en una iniciativa que eventualmente podría ayudar a establecer las regulaciones de la tecnología en Estados Unidos.

General Motors (GM), el Grupo Ford y Toyota anunciaron este miércoles la creación, junto con SAE International, del Consorcio para la Seguridad en Vehículos Automatizados (AVSC) para el desarrollo de la seguridad en automóviles sin conductor.

Los tres fabricantes y SAE International dijeron que utilizarán los conocimientos adquiridos por todos ellos “para establecer una serie de principios guía de la seguridad para vehículos automatizados que ayudarán al desarrollo de estándares”.

El mes pasado, la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras de Estados UNidos (NHTSA, por sus siglas en inglés) consultó al público si a los vehículos de conducción automatizada deberían permitírseles ingresar a las vías sin manubrios o pedales de frenos, en un intento por crear las primeras normativas legales para su diseño.

El AVSC señaló en un comunicado en el que se anunció su creación que trabajará en el despliegue de vehículos autónomos de los niveles 4 y 5, que son los más avanzados en la automatización de la circulación y no requieren la actuación de los conductores.

SAE International, una asociación mundial de ingenieros, ha sido el grupo que ha definido los cinco niveles de la conducción automatizada.

El consorcio indicó que está abierto a que otros grupos se unan a AVSC en el futuro y que lo primero que harán es establecer “una hoja de ruta de prioridades” para desarrolladores, fabricantes e integradores de tecnologías de vehículos automatizados.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.