La reina del pop Madonna firmó un contrato para cantar en la final del concurso Eurovisión en Tel Aviv, anunció la televisión pública israelí Kan, poniendo fin a un suspenso de varios días.

“Ahora es oficial” dijo en su sitio internet Kan, que produce el concurso de canciones con la Unión Europea de Radio Televisión (UER).

“Después de algunos días de tensión, Madonna y los productores de Eurovisión firmaron este jueves un contrato”, precisó Kan.

La presencia de Madonna había sido anunciada en abril, pero el lunes pasado, en la conferencia de prensa de Jon Ola Sand, responsable del concurso, había quedado en duda.

“Es cierto que nosotros UER o Kan no hemos confirmado la presencia de Madonna en Eurovisión por la sencilla razón que no tenemos contrato firmado con su equipo”, declaró Sand.

“Y si no tenemos contrato firmado no podrá cantar” en el concurso, agregó, aclarando que las negociaciones estaban en su última fase.

Pero el martes Madonna llegó a Israel junto a una comitiva de 135 personas, entre ellas 40 coristas, 25 bailarines y varios técnicos, disipando las principales dudas.

El anuncio de la presencia de Madonna había dado lugar a una polémica suscitada por numerosos artistas y organizaciones favorables al boicot de Israel por la “violación de los derechos de los palestinos”.

El sábado, a partir de las 19H00 GMT, se llevará a cabo el concurso en el que participan 26 cantantes de otros tantos países.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.