El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó este domingo que el acuerdo alcanzado la semana pasada con Estados Unidos en temas migratorios y arancelarios dará certidumbre a los inversionistas nacionales y extranjeros, y sentará las bases para que la llegada de nuevos capitales al país.

Desde la ciudad de Los Mochis, Sinaloa, donde encabezó la entrega de Programas Integrales para el Bienestar, el mandatario destacó que las condiciones particulares de la relación México-Estados Unidos obligaban a su gobierno a mantener una postura de sensatez en las negociaciones.

“Les puedo decir así, de manera sencilla, que es más lo que vendemos a Estados Unidos que lo que les compramos. Entonces, si aplicaban ese impuesto a las mercancías mexicanas iban a afectar a las empresas, los empleos en México; iban a generar incertidumbre en nuestra economía, iba a provocarse una situación, un ambiente de crisis en nuestro país.”

Reconoce AMLO a equipo negociador mexicano

López Obrador recalcó que el presidente estadounidense Donald Trump tenía la firme intención de imponer un arancel progresivo -que iría de 5 a 25 por ciento- a todas las importaciones provenientes de México a partir de esta semana, algo que pudieron evitar gracias a la negociación de la delegación mexicana encabezada por el canciller Marcelo Ebrard Casaubón.

“Mañana (lunes 10 de junio) que se iban a aplicar esas medidas unilaterales consideradas por nosotros injustas, mañana va a ser otro día, porque vuelve la tranquilidad, la confianza en México para que siga la inversión, siga habiendo trabajo, siga habiendo bienestar en nuestro país.”

Asimismo, reconoció a todos los miembros de la delegación que viajó a la capital estadounidense desde el miércoles para preparar las pláticas con autoridades locales e impedir la imposición del arancel.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.