Pobladores de San Francisco Xochicuautla, Estado de México, denunciaron hostigamiento en su contra por parte de la policía estatal y de trabajadores de la constructora Teya, perteneciente al Grupo Higa, mismos que pretenden reiniciar los trabajos de construcción de la autopista privada Toluca-Naucalpan.

A través de un comunicado acusaron que desde el pasado 1 de julio, los trabajadores de Higa ingresaron de manera ilegal a la zona de construcción con maquinaria pesada, acción resguardada por los elementos de la policía estatal.

Recordaron que actualmente están vigentes dos amparos que avalan la suspensión definitiva del proyecto para proteger el bosque de Xochicuautla, por lo que exigieron la inmediata salida de los trabajadores.

“Denunciamos que la empresa Higa volvió a contratar golpeadores para amedrentar a quienes subimos a defender e impedir el paso de la maquinaria. Por lo que hacemos responsables a la empresa y a la policía estatal de las amenazas de los golpeadores. Nosotros sólo defendemos lo que es nuestro, el derecho a la vida, al agua y nuestros bosques”.

Xochicuautla reclama devolución de tierras

Los pobladores indígenas otomíes afectados por el proyecto están demandado al presidente Andrés Manuel López Obrador, la devolución y restauración de su territorio luego de que venciera el plazo de cinco años que Enrique Peña Nieto concedió a Constructora Teya para la construcción de dicha autopista privada que está inconclusa.

El decreto expropiatorio, emitido en 2014, planteó que la obra debió estar concluida el 29 de mayo de 2019 “pero sólo se edificó de manera precaria” y reportaron que apenas tiene un avance de 40 por ciento.

De acuerdo con los pobladores, en 2010 fue impuesto el decreto para la construcción de la autopista sin que fueran consultados, como lo establecen los tratados internacionales, y que se realizó en complicidad del gobierno estatal y empresas privadas. Con dicho convenio fueron arrebatadas 63 hectáreas a los pueblos San Lorenzo Huitzizilpan, San Francisco Xochicuautla y Santa Cruz Ayotusco, todas de origen otomí.

Acusaron que el proyecto destruyó su forma de vida, los caminos ancestrales, el agua y el bosque que alimenta los mantos acuíferos de Toluca y el Valle de México.

Protestan en Palacio Nacional

La mañana de este miércoles, pobladores de Xochicuautla se manifestaron en Palacio Nacional para exigir alto a los trabajos de la carretera privada Toluca-Naucalpan y respuesta del gobierno de Andrés Manuel López Obrador. Aseguraron que es necesaria la intervención del Gobierno Federal porque la administración estatal de Alfredo del Mazo está reprimiendo a los opositores y protegiendo a los trabajadores de Higa.

Foto propiedad de: @BosqueDeVuelta

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.