La Fiscalía General de la República ya contactó a Javier Duarte para saber qué tanto puede aportar a investigaciones contra exfuncionarios priistas por actos de corrupción. Así lo reveló el exgobernador veracruzano en entrevista con Proceso, en la que dio a conocer que “gente” de la Fiscalía lo visitó en el Reclusorio Varonil Oriente, en la capital del país.

Duarte ha asegurado con anterioridad tener información que podría tras las rejas a colaboradores de la entonces PGR. Esto incluye a Alberto Elías Beltrán, quien fue su titular durante el sexenio de Peña Nieto.

En la entrevista, reiteró además que es un “chivo expiatorio” y sufrió una traición por parte de la plana mayor del PRI, que lo abandonó a su suerte por motivos electorales: “Soy un chivo expiatorio, no hice lo que dicen que hice”.

La PGR me extorsionó para no investigar a mi esposa: Javier Duarte

Javier Duarte relató al semanario que fue víctima de extorsión por parte de Elías Beltrán y Felipe Muñoz, entonces subprocurador en la PGR: “O pagaba o iban contra mi familia, al puro estilo de Los Zetas”.

El dinero para pagar esta extorsión habría provenido del propio presidente Enrique Peña Nieto, y le sirvió para que la PGR no investigara a sus familiares. Tras el pago, la dependencia dejó de investigar a su esposa Karime Macías por delincuencia organizada.

Peña Nieto le facilitó el dinero para pagar a Elías y Muñoz, agregó, debido a que tiene “un cargo de conciencia” por su situación jurídica.

Javier Duarte afirma que no desvió recursos en Veracruz

Sobre los millonarios desvíos de recursos durante su administración (2010-2016), Javier Duarte afirmó que hay una manera de explicarlo todo “con palos y bolitas”.

El exmandatario justificó las irregularidades señalando que simplemente sacó dinero de una bolsa para meterlo en otra, algo común en el ejercicio público.

En el estado de Veracruz, explicó, existe un déficit presupuestal histórico que asciende a 13 mil millones de pesos anuales. Por eso, es común que los recursos etiquetados para ciertos rubros entren en una “licuadora” y terminen usándose se otro modo: “Pero ese dinero se invirtió en Veracruz”.

Foto propiedad de: William Gularte / Cuartoscuro

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.