El presidente AMLO dijo que el regreso de Salvador Cienfuegos a México, una vez que le sean retirados los cargos en una corte federal de Estados Unidos (EU), no significa impunidad, pero aclaró que su gobierno no fabricará delitos ni permitirá injusticias en contra de cualquier ciudadano mexicano. 

En su conferencia mañanera de este miércoles 18 de noviembre, el mandatario federal dijo que el acuerdo alcanzado entre la Fiscalía General de la República (FGR) y el Departamento de Justicia de Estados Unidos (EU) es una muestra de la cooperación bilateral y la confianza mutua en labores de seguridad e inteligencia. 

Expuso que con el proceso a conducirse en México, se garantizará la aplicación de la justicia conforme a las leyes mexicanas y se resolverán y castigarán los posibles delitos atribuidos al general. Aclaró que el sentido del proceso apegará de manera estricta al estado de Derecho y que la comunicación con autoridades de EU se hizo en el marco de los tratados vigentes y conforme a los canales diplomáticos correspondientes. 

En cuanto a posibles presiones por parte de las Fuerzas Armadas, AMLOdijo que su gobierno no “admite” presiones de nadie. No obstante, aclaró que el caso del general Cienfuegos es de vital importancia debido a que en juego está el prestigio de una institución fundamental para su gobierno y para el funcionamiento del país, como lo es el Ejército mexicano.”No va haber impunidad pero no se va fabricar delitos. Tiene que haber pruebas y nadie puede ser víctima de una injusticia. Desde luego nos interesó este asunto porque no es sólo del general Cienfuegos; lo haríamos ante cualquier circunstancia que afectara a cualquier mexicano”AMLO