Una pasajera fue exhibida en redes sociales por negarse a usar un cubrebocas a bordo de una combi de transporte público en el Estado de México mientras comía pepitas. La mujer fue confrontada por otra, quien le solicitó que por favor se colocara la mascarilla debido a que se encontraban en un espacio cerrado y sin sana distancia.

Sin embargo, la pasajera que comía pepitas se ‘defendió’ argumentando que en la combi no viajaba el número permitido de pasajeros “¿y no estamos juntitos?”, señaló, aunque la mujer que la había confrontado le sugirió que si ese era el caso, podía esperar o tomar un camión, para viajar con mayor espacio.

“Yo no, vete tú”, le respondió la mujer que comía pepitas visiblemente molesta a la respuesta de la pasajera, quien insistió una vez más en que portara el cubrebocas, aunque la mujer confrontada reiteró que como la puerta de la combi estaba abierta, había ventilación, pero la otra pasajera le dijo que si estaba hablando las gotículas de saliva botaban en todas direcciones.

Una vez más, la pasajera que comía pepitas, en lugar de asumir su responsabilidad, echó la culpa a la mujer que la había confrontando diciéndole: “entonces ¿para qué me haces hablar?”, llegando a la conclusión la mujer que la confrontó que quien comía pepitas, no se iba a colocar el cubrebocas.