Pasó lo que pocos creían, pasó lo histórico, pasó lo que millones de aficionados rezaron y pidieron en todo momento, y esto es que sus Tigres, los Tigres históricos de Ferreti y compañía llegaran a la Final del Mundial de Clubes tras superar en las semifinales al Palmeiras de Brasil.

Concacaf superó a Conmebol, Tigres superó a Palmeiras por marcador de 1-0 y el Futbol Mexicano tendrá un representante de su país en la Final del Mundial de Clubes, en donde los felinos de Ferreti se convierten en el primer equipo azteca en llegar a la final de dicho certamen y hacer historia absoluta, siendo que esto nunca antes habría pasado y ahora es una rotunda realidad.

Tigres fue mejor, demostró que merecía la Final del Mundial de Clubes y a base de buen futbol, maniatando al Palmeiras de Brasil y convirtiendo el gol en el momento importante del compromiso, se llevaron la victoria y ahora tienen la oportunidad de ser campeones del mundo, siendo que ésto podría suceder frente al Ahly de Egipto o el Bayern de Munich.

Fue un partido especial, fue un partido que quedará marcado en la historia de Tigres y gracias al tanto de penal del francés André Pierre Gignac, los Tigres jugarán la Final del Mundial de Clubes.

El juego fue parejo, equilibrado, pero en ese equilibrio también estuvieron unos felinos de Ferreti que fueron mejor que el Palmeiras y en la primera mitad el portero Weverton evitó que el marcador fuera más abultado, ya que en ese momento le tapó un cabezazo a Carlos González, iniciando el encuentro, otro más al francés Gignac que mandó a tiro de esquina y un disparo del francés que lo mandó de nueva cuenta al tiro de esquina.

Muchos podrían creer que la suerte se iba otra vez para el lado del representante de Conmebol pero esta vez la historia fue distinta, y lo fue ya que los Tigres nunca se sintieron menos que el poderoso conjunto del Palmeiras, se le plantaron con valentía, con carácter, y al 53 de acción encontraron el gol de Gignac tras un claro penal luego de una falta de Luan sobre Carlos González dentro del área que transformó en gol el francés.

Gol histórico, gol que se gritó en la mitad de Nuevo León y probablemente también en muchas partes del país azteca, ya que este, hasta dicho momento, es el logro más importante de un equipo mexicano en el Mundial de Clubes.

Tigres sufrió en los siguientes minutos a pesar de que Palmeiras no realizara importantes jugadas de peligro y es que los brasileños a base de centros intentaron preocupar el arco de Guzmán, pero solo fueron pequeñas preocupaciones ya que los felinos se portaron en plan grande en todo momento.

Al 77 de acción y luego de un servicio dentro del área chica que iba dirigido hacia Luis Adriano, la pelota rebasó al delantero brasileño, a Nahuel y la misma le quedó al Chaka Rodríguez que estuvo cerca de cometer un autogol, pero la historia fue distinta y la suerte estuvo del lado felino.

Al minuto 93 y en el tiempo agregado ocurrió un disparo desde fuera del área de Matías Viña que pasó cerca del arco de Nahuel Guzmán, situación que solo asustó la meta felina pero no pasó más allá de eso ya que los Tigres merecieron la Final del Mundial de Clubes y hoy están en ella.

Los Tigres ya hicieron historia en el Mundial de Clubes tras convertirse en el primer equipo mexicano en llegar a la disputa por el título y al no aspirar a solo un tercer lugar de consuelo en este certamen, siendo que ahora jugarán la final el próximo jueves al mediodía y esperan rival entre Al Ahly de Egipto y Bayern Munich de Alemania, quienes juegan hasta el lunes.