Con un buen futbol, con las ocasiones suficientes para marcar goles y con el público por segundo partido consecutivo en el Gigante de Acero, pero sin contundencia en el arco de los Tuzos, los Rayados del Monterrey, cayeron en casa por marcador de 1-0 frente al Pachuca.

Resultado doloroso para el Monterrey ya que con este cayeron a la cuarta posición y se quedaron con 25 puntos, siendo que tras esto se meten en algunos problemas para lo que resta del torneo en su afán de meterse de manera directa a la liguilla, aunque cabe resaltar que todavía está en ellos el calificar de manera directa.

Un gol de Erick Aguirre iniciando la segunda mitad fue la causante de la victoria del Pachuca, conjunto que sufrió antes y después del 1-0 en su arco ya que Monterrey se les fue encima en todo momento ya que tal vez por ocasiones de gol hubieran merecido mínimamente el empate.

Al primer minuto ya se les había marcado un penal a favor tras un cabezazo de Gustavo Cabral sobre Sebastián Vegas que fue checado en el VAR y se invalidó la pena máxima, mientras que ocho minutos más tarde, al 9′ de acción, Charly Rodríguez centró con dirección al área grande y la pelota le cayó a Rogelio Funes Mori, jugador que se lanzó de chilena y Óscar Ustari se lanzó a su poste derecho y se mandó un atajadón.

Posteriormente a esa jugada, el silbante checó en el VAR una posible falta de Montes sobre Figueroa instantes después del disparo del jugador hidalguense, situación que se checó en la tecnología y no se marcó el penal a favor del conjunto pachuqueño, mientras que unos minutos más tarde el jugador Jesús Gallardo cortó un contragolpe de Felipe Pardo y por doble amonestación sufrió la roja en el juego. Rayados jugaba con 10.

El silbante ya había marcado el final del primer tiempo, pero desde el VAR le obligaron que checara una mano de Gustavo Cabral tras un tiro de esquina albiazul y esto se marcó en penal a favor del Monterrey, situación que aprovechó Funes Mori para intentar marcar el 122 y superar a Humberto Suazo como el máximo goleador del conjunto albiazul, pero su balón pasó por encima del travesaño.

Jugar con uno menos pegó en el Monterrey y Pachuca anotó el 1-0 al minuto 48 gracias a Erick Aguirre, jugador que entró con ventaja por el centro del área grande tras un pase de Figueroa y ante Hugo González marcó el primero de la noche.

Tras el gol, Rayados tuvo el 1-1 en jugadores como Janssen, Gustavo Sánchez y Sebastián Vegas pero estos estuvieron erráticos y el gol albiazul no cayó en ese momento tras la suerte en la última zona por parte del cuadro hidalguense, suerte que fue todavía mayor tras la expulsión de Óscar Ustari tras un uno contra uno frente a Funes Mori que primeramente se había marcado como penal pero que después se checó en el VAR y se marcó roja para el guardameta argentino y tiro libre a la altura de la medialuna por parte de Monterrey.

Alfonso Alvarado fue el encargado de rematar este tiro libre y su disparo pegó en el travesaño y de nueva cuenta se salvaría el conjunto del Pachuca, equipo que se apoyó en su arquera suplente, el joven Carlos Moreno, guardameta que al minuto 93′ atajó un disparo desde fuera del área por parte de Vegas y el balón se fue a tiro de esquina.

El empate rayado no logró llegar y el Pachuca llegó a 17 puntos en el campeonato, mientras que Monterrey se quedó en 25 puntos, todavía en la zona de liguilla directa.