Por José Jaime Ruiz

josejaimeruiz@lostubos.com

@ruizjosejaime

“Proliferan tarjetas… ¡y nada!”, es uno de los titulares de El Norte. ¿Cómo entender la desinformación del periódico? Porque su dueño, Alejandro Junco de la Vega, ya decidió su voto. Primero impulsó al candidato priista, Adrián de la Garza, luego apostó por Samuel García, candidato de Movimiento Ciudadano. Todo antes de que la candidata del presidente, Clara Luz Flores Carrales, obtenga la gubernatura. Sobre Fernando Larrazabal, ya se sabe la animadversión histórica que le tiene el medio de comunicación.

¿Tiene evidencia el periódico de que Larrazabal está entregando tarjetas para comprar el voto? No. Tiene evidencia El Norte de que Clara Luz está entregando tarjetas? No. ¿Tiene evidencia el periódico de que Adrián está entregando tarjetas? Misterio. No le da seguimiento.

Cito al especialista en procesos electorales, Héctor Gutiérrez de la Garza, quien trabaja en la campaña de Flores Carrales:

“1.- Nosotros no hemos entregado ninguna tarjeta ni de cartón ni plástica.

2.- Adrián cuantifica el apoyo en numerario ($ 1,500 bimestrales) si lo ayudas… ¿cómo? Votando a su favor.

3.- La Tarjeta Regia es un programa social que actualmente se entrega por el municipio de Monterrey y que se implementa por Adrián como alcalde.

4.- Como tiene ‘fuero’, no se podrá aplicar la prisión preventiva oficiosa, pero sí vincularse a proceso.

5.- Es un programa a implementarse en gobierno como serían los relojes ‘salvavidas’ que aparecen en el mismo desplegado del 8 de marzo del que sale la nota.”

Alejandro Junco quiere hacer parejo lo disparejo. Una promesa no equivale a la compra del voto. No es lo mismo. En la mañanera de este miércoles, el presidente Andrés Manuel López Obrador embistió de nuevo: “Si hicimos una denuncia y salen otros casos, qué bueno, y hay que denunciar todos los casos, sean del partido que sean, porque es ilegal la compra del voto, de manera directa o simulada… que investiguen, yo ayer celebré que ya se esté haciendo esto. Que se castigue el fraude electoral”.

La defensa de Adrián no es la mejor. Ir a la OEA para denunciar intromisión de López Obrador en los comicios de Nuevo León poco eco tendrá. El siguiente capítulo es involucrar a su hermano Filiberto de la Garza en una denuncia. Dante Delgado no ganará esta partida y Samuel García debe saberlo. Es tan simple como divide y vencerás. La trampa de López Obrador fue perfecta. Samuel contra Adrián, Adrián contra Samuel.

Larrazabal y Clara Luz están blindados con el tema de las tarjetas. Adrián, no. Y, Alejandro Junco, a veces la desinformación pasa de la obsesión a la compulsión.