Detectan caravana armada en municipios limítrofes con Aguascalientes, donde renunciaron policías locales por amenazas del crimen organizado y que reciben apoyo por parte de la policía estatal y Guardia Nacional.

Además el gobernador realizó cambios en la Secretaría de Seguridad y dio toma de protesta al general en retiro Adolfo Marín Marín.

Caravana armada

Se trata de reportes desde la noche de este viernes y durante la madrugada del sábado; según publicó Excélsior.

Mismos que fueron realizados por habitantes de Loreto, Luis Moya, Ciudad Cuauhtémoc, Villa Hidalgo y Villa García en Zacatecas.

Además, se indica que se denuncia a diez camionetas todo terreno transitando en formaciones tácticas y patrullando las poblaciones limítrofes con Aguascalientes.

Y, en algunas denuncias también se indica detonaciones de armas de fuego.

Por otra parte se indica que 9 municipios se quedaron sin corporaciones policiacas durante la semana debido a las amenazas de las organizaciones delictivas.

Debido a ello, estos municipios reciben protección especial a través de la Policía Estatal y la Guardia Nacional.

Entre estos municipios se cuenta a Loreto, Villa Hidalgo, Villa García, Apulco y Monte Escobedo, Melchor, Ocampo, Mazapil, Tepetongo y Ciudad Cuauhtémoc.

No los topan

Adicionalmente, se informó de un operativo en la carretera federal 25 que comunica a los municipios de Loreto en Zacatecas con el de Asientos en Aguascalientes.

Lo anterior luego que cámaras de video vigilancia detectaran la presencia de la caravana, sin embargo, los hombres armados dieron vuelta a Loreto.

Cambio de mando

Y es que en Zacatecas se vive una crisis de inseguridad que ha dejado al menos 30 muertos en 6 días.

Por lo anterior nombraron nuevo mando de la Seguridad Pública que recae en Adolfo Marín Marín, general brigadier del Estado Mayor en retiro.

Mientras tanto el gobernador de Zacatecas criticó que entidades vecinas sellen sus fronteras en lugar de buscar una estrategia común contra los grupos delictivos.

Incluso, David Monreal dijo que sus pares que rehúyen a su responsabilidad.

Lo anterior tras la alarma provocada por la localización de diez cuerpos colgados de un puente en Ciudad Cuauhtémoc, Zacatecas.