El director de Agua y Drenaje, Juan Ignacio Barragán, dijo que perforan seis pozos profundos, para obtener 600 litros de agua por segundo, y Samuel García tratará el tema con autoridades tamaulipecas

El gobierno de Nuevo León dio a conocer un plan de acción para perforar más pozos para mitigar los efectos que ha traído la sequía y la declaratoria de emergencia emitida por el estado el pasado 2 de febrero; informó MILENIO.

Juan Ignacio Barragán, director de Servicios de Agua y Drenaje de Monterrey (AyD), dijo que se han puesto en marcha acciones enfocadas a proporcionar fuentes alternas que abastezcan el agua que hará falta en los siguientes meses.

En conferencia de prensa, el funcionario detalló que como parte de este plan perforarán seis pozos profundos que aportarán 600 litros por segundo; también se trabajará en 50 nuevos pozos, los cuales incorporarán unos 750 litros por segundo y la rehabilitación de 30 pozos existentes.

Además, mencionó que están atendiendo el problema de las fugas de agua en el sistema de distribución o red y lo están haciendo a través de drones que sobrevuelan el acueducto. Estas fugas, apuntó, han provocado la pérdida de 500 litros por segundo, lo que significa el 6 por ciento del abasto de agua del área metropolitana de Monterrey.

Barragán aseguró que en el caso de seis nuevos pozos profundos, éstos se encuentran en el área de La Huasteca y garantizarán el abasto del agua más allá de la actual administración estatal.

El director de AyD explicó que estos pozos profundos están a uno o dos kilómetros de profundidad y es agua que está abajo del nivel del mar; indicó que por lo complejo del trabajo de perforación tomará unos 10 meses en extraer esta agua que está ahí desde hace siglos; publicó MILENIO.

Aclaró que estos seis pozos profundos son adicionales a los 22 de la Macroplaza que ya están, y a los 50 más que se incorporarán y que se encuentran en diferentes puntos del área metropolitana de Monterrey. De acuerdo con las autoridades, el objetivo es que haya unos 108 pozos ya perforados y listos para atender la emergencia de la sequía.

Barragán mencionó que actualmente tienen 22 pozos en la zona de Macroplaza ya perforados y equipados, 11 están en operación con un avance del 50 por ciento y al resto lo que falta en algunos casos son equipos eléctricos y que están por conectarse.

“Estamos administrando los pozos (de la) Macroplaza para garantizar que no se nos acabe el consumo, es decir, pudiéramos llegar a los 750 litros por segundo, ahorita los traemos en 300 litros por segundo, dado que son pozos someros que tenemos que hacer que nos dure todo el verano”, añadió.

En cuanto a los 50 nuevos pozos, dijo que ya tienen uno en proceso de perforación, el objetivo es estar trabajando tres pozos por semana, a fin de tener en dos meses habilitada cierta cantidad.

Resaltó que en esta cuarta ola de contagios por covid, la ciudadanía al estar trabajando desde casa está consumiendo más agua, casi el equivalente a lo que se consume en el mes de julio.

“Si trajéramos niveles de consumo del 2019, no tendríamos ningún problema de abasto, la problemática se nos está agravando por este incremento”, enfatizó.  

Señalamientos

Juan Ignacio Barragán también expuso que con el estado en que encontraron la infraestructura de AyD, los pozos de la Macroplaza estaban retrasadísimos.

“Nos habían dicho que estarían para octubre, además de que venían con muchas fallas técnicas de producción, pero en estos días estarán por incorporarse”, dijo.

Adicionalmente mencionó que se le había dado un nulo mantenimiento del sistema de drenaje y a los equipos de bombeo deteriorados, por lo que la actual administración estatal se ha dado a la tarea de reactivar todo esto; informó MILENIO.

Barragán aseguró que en seis meses estará resuelto el tema de los pozos, no así la sequía, ya que se necesitan lluvias.

A la espera

El gobierno de Nuevo León esperaría a más tardar la próxima semana que el gobierno federal emita la declaratoria de emergencia por el problema del agua.

Samuel García Sepúlveda, gobernador del estado, comentó que la visita de funcionarios de Conagua, y que fue solicitada por su gobierno, tiene la intención de que la declaratoria se emita ante la urgencia del problema.

“Es imperativo y urgente que se logre que la Federación emita la declaratoria. Una vez logrado esto, se podrán bajar recursos económicos y hacer los pozos profundos, que son los que tardan más, y la intención es tenerlos listos para el este verano”, añadió.

Aseguró que su gobierno está explorando todo lo que está en sus manos para solucionar esta problemática; de acuerdo con MILENIO.

“Nos estamos adelantando a una posible crisis, y tener estas declaratorias nos permitiría explorar otro tipo de fuentes o proyectos grandes que vengan a resolver el problema del agua del estado de una vez por todas. No estamos cerrados, ni vamos a descartar nada”, subrayó.

Afirmó que se cuenta con una excelente relación con la Federación y con los estados vecinos, porque “esta bronca que tiene Nuevo León es un problema regional, la tiene todo el noreste, lo que puede traer áreas de oportunidad”; por ello, adelantó que se reunirá con el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca.