Por José Jaime Ruiz

@ruizjosejaime

@lostubosmty

En la carrera por la candidatura de Movimiento Ciudadano a la Presidencia de la República, Marcelo Ebrard Casaubón tiene más negativos que positivos; en contrario, Samuel Alejandro García Sepúlveda tiene más positivos que negativos. En síntesis, Marcelo viene de perder y el “derrotismo” es su sustancia; Samuel viene de ganar y el triunfalismo, su esencia. Esa contradicción es la que tiene que resolver el partido de Dante Delgado Rannauro.