La Carpeta:
1 de 10
 
Para poder incidir en las elecciones extraordinarias de Monterrey, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) está bloqueando la integración del Concejo Ciudadano, que será quien administre el municipio.
Staff
noviembre 5, 2018, 8:54 am

Para poder incidir en las elecciones extraordinarias de Monterrey, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) está bloqueando la integración del Concejo Ciudadano, que será quien administre el municipio.

Felipe de Jesús Cantú Rodríguez, candidato del PAN a la Alcaldía de Monterrey advirtió que el PRI manipula las discusiones en el Legislativo buscando mantener el control del municipio a fin de usar el aparato oficial el próximo 16 de diciembre en la elección extraordinaria. "El PRI está manipulando las discusiones en el Congreso del Estado y dilatando para asegurarse que permitan mantener a sus funcionarios ahí", dijo. "A cualquier persona le dicen: no pueden mover al secretario, al tesorero, al contralor porque se va caer la Ciudad. Es un acto irresponsable, lo que buscan es seguir incidiendo en el proceso electoral", puntualizó.

Cantú Rodríguez manifestó que los funcionarios municipales deben ser removidos ya que no deben de tener mando en el municipio, debido a que ya concluyó el tiempo para el que ellos fueron elegidos.

Acusan al PAN

Los Coordinadores del PT, Morena, PRI, Nueva Alianza y Encuentro Social hicieron un llamado a los legisladores del PAN para ponerse de acuerdo y sacar adelante el Consejo Ciudadano para la ciudad de Monterrey.

A través de un comunicado señalan que desde el primer minuto del 31 de octubre y hasta este momento han estado trabajando para que el Concejo Municipal sea una realidad.

“Sabemos que la administración pública del municipio de Monterrey no se ha detenido. Y que la ley de gobierno municipal ordena que ante la ausencia del presidente municipal será el Secretario del Ayuntamiento el que coordine las tareas de la municipalidad”, indicaron.

Resaltaron que es importante que todos los grupos legislativos estén en un solo objetivo: que Monterrey tenga un consejo municipal que permita continuar con los trabajos.

Finalmente advirtieron que este caso es atípico no solo por la anulación de la elección, sino por no lograr la mayoría calificada en un primer intento la integración del Concejo, pero confiaron en lograrlo próximamente.

// El Porvenir