La Carpeta:
1 de 10
 
La elección de Estado tiene una variable ante el envalentonamiento de Ricardo Anaya contra Peña Nieto. Esa variable es la mano extendida de López Obrador, si y solo si (no independientemente sino precisamente por el rechazo que carga) Peña Nieto reconoce el resultado de las urnas que, perdón por la carraspera, ese resultado es igualito al resultado de las encuestas.
Jose Jaime Ruiz
marzo 6, 2018, 8:24 pm

Ante los embates de Ricardo Anaya Cortés en contra de Enrique Peña Nieto, Andrés Manuel López Obrador lanza un guiño. Si el presidente garantiza elecciones limpias y libres, se lo reconocerá. ¿Qué significa esto? Que, al contrario de Ricardo, le garantiza impunidad. Colmillo retorcido en acumulación de años, Andrés Manuel no ofrece ninguna comisión de verdad, sólo el perdón.

Leamos:

1.- “Independientemente del rechazo que tenga, si él garantiza elecciones limpias y libres, se le va a reconocer. Ojalá él cumpla con este compromiso, porque sería un gran servicio a México, el país requiere de democracia, que se acabe los fraudes electorales, que no vuelva a suceder lo del 2006 que hubo fraude para imponer a Felipe Calderón.”

2.- “…si no se falsifican los resultados, si no se rellenan las urnas, si no se falsifican las actas se va a reflejar en la elección lo que dicen las encuestas.”

3.- “Le estoy pidiendo a Anaya que diga cuántas veces vio a Peña en lo oscurito, cuáles fueron los acuerdos que tomaron, y por qué ahora se pelean, qué fue lo que sucedió, que nos explique.”

AMLO condiciona cuidarle las espaldas a Peña Nieto si no existe fraude electoral. Borrón y cuenta nueva: santificado perdón.

¿Le cree Peña Nieto a López Obrador?

Andrés Manuel, con condiciones –como condiciona la suma de anteriores adversarios políticos a Morena­– le sigue extendiendo la mano a Peña Nieto. Y, colmillo mediante, recuerda que Ricardo Anaya ha sido un político orgánico de la mafia del poder. En efecto, si Ricardo tuvo acuerdos en lo oscurito con el presidente y el ahora canciller Luis Videgaray, ¿por qué no los informa? ¿Cuál es el límite de la transparencia y rendición de cuentas de Anaya? La transparencia parcial no es transparencia, es engaño.

La elección de Estado tiene una variable ante el envalentonamiento de Ricardo Anaya contra Peña Nieto. Esa variable es la mano extendida de López Obrador, si y solo si (no independientemente sino precisamente por el rechazo que carga) Peña Nieto reconoce el resultado de las urnas que, perdón por la carraspera, ese resultado es igualito al resultado de las encuestas.