La Carpeta:
1 de 10
 
Mark Hamill no está contento con el resultado de "The Last Jedi", la recién estrenada octava entrega de la saga Star Wars, en la que su personaje, Luke Skywalker, no es como él cree que debería ser teniendo en cuenta la trilogía original // Premiarán los Critics Choice a la actriz Gal Gabot // Lucha "Bright" contra el racismo.
Staff
diciembre 22, 2017, 8:11 am

Mark Hamill no está contento con el resultado de "The Last Jedi", la recién estrenada octava entrega de la saga Star Wars, en la que su personaje, Luke Skywalker, no es como él cree que debería ser teniendo en cuenta la trilogía original.

"No es mi Luke Skywalker", afirma el actor en una de las entrevistas de promoción de la película, que ha sido colgada en YouTube y ha provocado una viva reacción de los fans, más duros con la película que la crítica especializada.

"Le dije a Rian (Johnson, el director del filme) que los Jedi no se rinden. Incluso si tuvieran un problema, les hubiera llevado quizás un año para reagruparse e intentarlo de nuevo", dijo el actor sobre el hecho de que en esta octava entrega su personaje aparezca solo y rendido ante el poder de la Primera Orden.

Una diferencia "fundamental", a su juicio, con la historia creada por Johnson.

"Pero ya no es mi historia, es la historia de otra persona y Rian necesitaba que yo fuera de una manera concreta para que el final fuera efectivo".

Hamill considera que Luke nunca se hubiera comportado como lo hace en el comienzo de la película.

"Esta es la siguiente generación de 'Star Wars', así que casi tenía que pensar en Luke como si fuera otro personaje. Quizás es Jake Skywalker".

Pese a todo, el actor aceptó totalmente este nuevo Luke y quiso quitar importancia a sus palabras.

"Es solo una película y espero que a la gente le guste. Espero que no se sientan decepcionados y realmente creo que Rian era el hombre adecuado para este trabajo".

Unas palabras que se unen a las críticas que ha recibido la película, especialmente por parte de los seguidores de la saga creada por George Lucas hace cuarenta años.

Tanto, que en la web rottentomatos, que compara opiniones de críticos y fans, "The Last Jedi" aparece con una puntuación de 8.1 (sobre 10) por parte de los críticos -y un 92% de aceptación- frente al 3.2 (sobre 5) de los fans y solo un 54 por ciento de aprobación

Premiarán los Critics Choice a la actriz Gal Gabot

La actriz Gal Gadot, estrella de “La mujer maravilla”, recibirá el premio “SeeHer” durante la 23 entrega de los premios de los Critic's Choice, anunció la organización.

Durante el evento de Gala a efectuarse el 11 de enero próximo en Santa Mónica, California, el nuevo premio será otorgado por la Asociación de Anunciantes Nacionales (ANA) y CW Network.

A principios de este año "Wonder Woman", de los Estudios Warner Bros, se convirtió en la película de acción más taquillera dirigida por una mujer (Patty Jenkins). La cinta superó la marca de los 820 millones de dólares en la taquilla mundial de 2017.

"Wonder Woman" fue más que un éxito financiero, también fue un fenómeno mundial. Las audiencias de todas las edades y géneros abrazaron al personaje y su lucha por la justicia y la humanidad en la búsquedad de terminar con todas las guerras.

El Premio “SeeHer” reconoce a una mujer que encarna los valores establecidos por el movimiento #SeeHer: Para superar los límites en el cambio de estereotipos y reconocer la importancia de retratar con precisión a las mujeres en todo el panorama del entretenimiento.

Lucha "Bright" contra el racismo

Existe un mundo alterno, propio de la ciencia ficción, donde el ser humano vive entre hadas, elfos y orcos, y por supuesto la peste de la sociedad es esta última, la horrenda criatura de la Tierra Media, llena de odio, marginada y sirviente por muchos años de Sauron y Saruman el Blanco.

¿Alguna coincidencia con el clasismo actual, con la ola de odio que desató la elección de Donald Trump como mandatario de Estados Unidos, la brutalidad policiaca o la segregación racial? Cada persona que vea hoy la película Bright, exclusiva de Netflix, y se adentre a la ficción creada por David Ayer y protagonizada por Will Smith, tendrá sus propias respuestas.

Es una idea de cómo nos tratamos los unos a los otros como seres humanos”, arranca Will Smith en conferencia de prensa, “algo interesante para mí, como afroamericano, fue interpretar a un policía que es racista con los orcos.

Fue un giro interesante estar en una persona ubicada en la parte más alta de la jerarquía social y buscar a alguien más para ponerlo muy por debajo de nuestra superioridad social, todo esto construido en un mundo moderno”, explicó Smith, de 49 años.

Bright, definida como un híbrido entre Día de entrenamiento y El Señor de los Anillos, es una cinta de acción en la que los oficiales del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD), Daryl (Smith) y el orco Nick Jakoby (Joel Edgerton), se topan con la elfo Tikka (Lucy Fry), una criatura en posesión de una varita mágica capaz de cambiar el mundo como se conoce.

Su misión es protegerla y evitar que el artefacto mágico caiga en manos de la malvada Leilah (Noomi Rapace). Am­bos protagonistas visitaron el LAPD, vivieron experiencias extraordinarias y recordaron viejas vivencias.

“Haber crecido como afroamericano significó haber lidiado con la policía. A mis 17 años empecé a ganar dinero, tenía carros bonitos y comencé a conducir por la ciudad, así que sé lo que es ser violentado y molestado constantemente por la policía. Pero además estuve en la mente de una persona que tiene la tarea de proteger personas y muchas de ellas son personas que odian.

Una vez íbamos en el asiento de atrás con policías de verdad y uno era un oficial mexicano, en una calle un niño como de cinco años caminaba con su hermano mayor y saludó al policía, el mayor le dijo: ‘¡hey! Tienes que ser amable o te matarán’, fue una reacción tan fuerte para nosotros y el oficial”, contó Will.

Además de estar presentes en misiones policiacas importantes, platicar con elementos de seguridad negros y escuchar sus experiencias, Joel también tuvo un momento vergonzoso al espantarse con una abeja y hacer un escándalo en plena orden y búsqueda de traficantes de narcóticos.

Es evidente que se habla de una segregación de la raza negra y hasta latina de Estados Unidos, pero David Ayer no quiso meterse en problemas al ser cuestionado sobre a quiénes representan los orcos en la cinta. “Digamos que es economía”, se limitó a responder el cineasta.

Smith dejó entrever que Ayer tiene lista una segunda parte de Bright; sin embargo, dependen del éxito de la primera para convencer a Netflix de su realización.

TIKKA, VALIENTE Y AMOROSA

El destino de todo el planeta recae en la elfo Tikka, una chica bastante tímida, pero con habilidades impresionantes dentro del universo de Bright y representada por la actriz australiana Lucy Fry, de 25 años.

“Fue una experiencia transformadora por el hecho de ser una mujer luchadora, líder, que está preocupada por salvar personas. Interpretarla me ayudó a definir mi coraje como mujer, tener en mente que puedo ser amorosa y ser inmune a los temores, y una lección de valentía ante el mundo”, contó la actriz en entrevista telefónica.

Por supuesto ella es una de las mujeres jóvenes que está preparada y piensa acertadamente que el feminismo es una manera de igualdad entre géneros, no segregación del sexo masculi­no, como ha sucedido en algunas manifestaciones feministas de la Ciudad de México.

Y lo ejemplifica bien con la relación que establece en la cinta con Daryl y Jakoby, los dos agentes que se encargan de cuidarla para que la varita mágica no caiga en las manos de los elfos malévolos.

Uno de los retos divertidos fue aprender élfico.

“David Peterson, quien creó los idiomas para Game of Thrones, trajo el élfico a Bright, fue gracioso porque cuando hablas en un idioma diferente, ficticio, tienes que pensar en la idea antes de pronunciarla y, por supuesto, no lo hacíamos bien, llegabas a sentirte en El Señor de los Anillos”, dijo la australiana, que preparó su personaje inspirada en la obra de J.R.R. Tolkien.

// El Porvenir