La Carpeta:
1 de 10
 
Tras la resolución emitida por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación a favor de Jaime Rodríguez Calderón, Jaime Rivera Velázquez, consejero del Instituto Nacional Electoral, dijo ellos hicieron bien su trabajo y actuaron con apego a derecho en la revisión de sus firmas.
Staff
abril 13, 2018, 8:29 am

Tras la resolución emitida por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación a favor de Jaime Rodríguez Calderón, Jaime Rivera Velázquez, consejero del Instituto Nacional Electoral, dijo ellos hicieron bien su trabajo y actuaron con apego a derecho en la revisión de sus firmas.

El funcionario electoral que estuvo en Monterrey, manifestó que el aspirante independiente a la presidencia, está en su derecho de interponer una denuncia contra del INE.

“El Instituto Nacional Electoral cumplió las funciones que expresamente le da la ley que consiste en el caso de los aspirantes a candidaturas independientes en verificar que alcanzaran la cantidad de firmas que establece la ley.

“Esto lo hizo el Instituto Nacional Electoral con apego a la ley, con mucho rigor, con mucha escrupulosidad en esa medida el Instituto Nacional cumplió”, dijo.

Rivera Velázquez fue claro al señalar que el fallo del Tepjf no significa que se contaran mal los votos.

“Que haya diferencias entre el INE y el Tribunal Electoral es algo normal, es parte de nuestro diseño institucional, si no fuera así, saldría sobrando la existencia de dos instancias: una administrativa y otra jurisdiccional.

“El INE cumplió las funciones que la ley le otorga y el Tribunal ejerció una facultad que la Constitución y la ley le otorgan, en esa medida, cuando hay diferencias, simplemente se está corrigiendo, podemos decir, desde el punto de vista jurisdiccional”, mencionó.

“Está resolución surgió porque se vulneró el derecho de audiencia del candidato para una segunda revisión de los apoyos que entregó y que fueron desechados por el INE por contener irregularidades, es decir, al candidato se le dejó participar en las elecciones no porque sus firmas fueran válidas, si no porque la autoridad electoral no le otorgó el derecho de audiencia en la que el aspirante podía demostrar la validez de los apoyos, cosa que no sucedió”, indicó.

El consejero del INE negó en todo momento que por este caso no se afecta en nada la calidad de las elecciones.

“El INE hizo bien su trabajo y éste no ha sido desmentido por ninguna autoridad, en cuanto a verificar la autenticidad y calidad de las firmas, los votos se van a contar de manera escrupulosa, exacta y va a ganar quien tenga más votos”.

“Esto no afecta en nada la calidad de las elecciones que vamos a tener, porque les podemos asegurar con absoluta certeza las elecciones están siendo bien organizadas va marchando bien y el uno de julio vamos a tener todas las casillas instaladas y los votos se van a recibir y van a ser bien contados” concluyó.

// El Porvenir