La Carpeta:
1 de 10
 
Tras aclarar la versión de la vocería del Grupo de Coordinación Operativa en Seguridad, el gobernador Jaime Rodríguez Calderón, descartó que Nuevo León se encuentre rebasado por la ola de Inseguridad.
Staff
febrero 22, 2017, 7:58 am

Bronco

Tras aclarar la versión de la vocería del Grupo de Coordinación Operativa en Seguridad, el gobernador Jaime Rodríguez Calderón, descartó que Nuevo León se encuentre rebasado por la ola de Inseguridad.

Cuestionado sobre el resurgimiento de los cárteles de la droga, el mandatario indicó que no es el caso.

Explicó que las declaraciones de Aldo Fasci Zuazua, vocero del Grupo de Seguridad, fueron mal entendidas, pues la situación está bajo control.

“No debemos desinformar, lo que tenemos es que informar… no se nos ha rebasado ni nos rebasará (la ola de inseguridad), obviamente hay crímenes, (pero) la mayoría de ellos se han resuelto.

“En este momento tenemos el control, y el control implica que estamos sobre los delincuentes y que vamos por ellos”, resaltó.

La información a compartir es en el sentido de que los cárteles se desmembraron, y ahora el resto opera sin cabeza.

Situación que ha traído problemas diferentes a los habituales.

“Se desmembraron los cárteles y cuando ya están desmembrados los cárteles no hay un jefe del resto que queda, y ese resto que queda es el que nos está causando problemas”, dijo.

“Evidentemente tenemos que trabajar de manera más inteligente con un tema de inteligencia superior, y con eso vayamos quitando el tema del cártel fulano o el cártel perengano”, apuntó.

El escenario es tal, dijo, que tan sólo en la última semana se logró detener a más de 100 delincuentes.

Este lunes, el vocero de Seguridad Pública del estado aceptó que la situación es complicada porque quienes están quedando al mando de los grupos delincuenciales están agravando la situación con otros delitos.

“Hemos tenido picos de incremento, se han estado capturando a los líderes pero llegan nuevos, al detener a los líderes los suplentes están tomando decisiones muy inadecuadas para la ciudadanía, o sea, no solamente sus delitos de crimen organizado que se están compartiendo.

“Están agravando la situación con algunas cosas que hacen, que molestan que hieren y que no nos queda más que aplicar todo el peso de la ley y en eso se está trabajando con las autoridades federales”, añadió.

‘EL PROBLEMA DE MÉXICO ES LA IMPUNIDAD’

Ante la ola de violencia que azota a la ciudad, el Consejo Cívico de las Instituciones solicitó al gobierno del estado garantizar la seguridad de la ciudadanía.

Sandrine Molinard, representante del Ccinlac, exigió una explicación a las autoridades para que determinen qué está pasando en Nuevo León.

“Yo no sé si el crimen organizado se había ido; me gustaría que la autoridad empiece a explicar por qué se fue y regresó o qué está pasando, nosotros no tenemos estos elementos, pero lo importante ahí es qué va a hacer la autoridad para controlar la situación”, mencionó.

“La autoridad debe de regresar a Nuevo León a un nivel de seguridad que nos merecemos como estado de la República que genera empleo, que es un estado de competencia económica importante, que aporta mucho dinero a la federación, no podemos dejar que estas cosas pasen. Yo creo que hay problemas estructurales atrás de esto mucho más importantes”, declaró.

Dijo que en las calles la percepción de la gente es el regreso de la violencia de años anteriores.

Por lo cual, exhortó a el gabinete de Seguridad Pública a no bajar la guardia en el combate a la delincuencia.

“No podemos bajar la guardia ni un día en ese tema, nosotros vemos que sí hubo un relajamiento en ese sentido, a lo mejor había buenas cifras para el cierre del 2016, el último trimestre fue el mejor trimestre, pero no porque bajas tres meses puedes confiarte.

“Ahí el llamado es a no dejar que Nuevo León vuelva a caer en esta situación y aparte, porque la ciudadanía la inseguridad la percibe y afecta la confianza en las autoridades”, apuntó.

Salvador Benítez, integrante de Ciudadanos Contra Anticorrupción, expresó que se requiere un sistema anticorrupción para combatir esquemas como el de la inseguridad, ya que se requiere saber qué está pasando, por qué hay delincuentes en la calle.

“El tema de fondo es, cuál es la causa de lo que está pasando, ¿por qué los alcaldes pueden permitir un casino?, ¿por qué puede haber delincuentes en la calle?, ¿por qué puede haber robo de automóviles?, ¿por qué no hay programas específicos para eso?, entonces el problema de México es la impunidad, en México no se le tiene miedo a la ley”, comentó.

Lo anterior lo declararon a raíz de lo expresado por Aldo Fasci Zuazua, vocero del Grupo de Coordinación de Seguridad, al señalar que están regresando prácticas vengativas del crimen organizado y que es preocupante la forma en que se dan los delitos.

// El Porvenir
Guardar