La Carpeta:
1 de 10
 
En la presentación del Plan Hídrico que contempla llevar a cabo el gobierno del estado para garantizar el agua en Nuevo León, Agua y Drenaje de Monterrey solicitó a los diputados locales y federales sumarse al proyecto para obtener los recursos que se requieren ya que estos no están garantizados.
Staff
septiembre 21, 2018, 8:19 am

En la presentación del Plan Hídrico que contempla llevar a cabo el gobierno del estado para garantizar el agua en Nuevo León, Agua y Drenaje de Monterrey solicitó a los diputados locales y federales sumarse al proyecto para obtener los recursos que se requieren ya que estos no están garantizados.

En una reunión privada que sostuvo Gerardo Garza González con legisladores locales, les hizo saber que requerían para el proyecto 9 mil 200 millones de los cuales 4 mil 500 millones serían destinados para la construcción de la Presa Libertad.

Carlos de la Fuente Flores, coordinador de la bancada del PAN, aseveró que el asunto de los recursos era indispensable pues con la llegada de la nueva administración federal estos no estaban garantizados.

“Tenemos dudas en dos vertientes una es el tema del financiamiento, viene un nuevo gobierno federal ¿quién te va a garantizar los fondos?, un gobierno de salida que no pudo entregar los fondos que tratamos en su momento de gestionar los diputados federales, entonces como van a garantizar los 4 mil 500 millones de fondos federales sean una realidad”, dijo.

“El mismo director de Agua y Drenaje nos dijo que estaban esperando a que se les autorizara que estaban realizando las gestiones necesarias, para eso tendrán que sumar a diputados federales y senadores de Nuevo León para que todos nos sumemos a este plan”, añadió.

El legislador panista señalo que la construcción de la presa será un buen proyecto y un alivio para la ciudad, pero tendrían que ver otras opciones para tener un salvavidas de agua por más años.

Para tal efecto dijo que era necesario realizar nuevas estrategias para evitar que el área metropolitana siga creciendo.

Y enviar a la gente que viene de otros estados a vivir a Nuevo León a municipios de la periferia.

“Hay que detener el crecimiento de expansión de la zona metropolitana, aunque este es un tema del agua hay un tema de responsabilidad como ciudad, vienen muchísimas familias de fuera para vivir en Nuevo León, pero no por ello tenemos que hacer crecer al área metropolitana”.

“Tenemos que encontrar los crecimientos verticales para poder surtir el agua con las redes existentes y no estar invirtiendo en redes para llevar producto de calidad a estos nuevos municipios que con una facilidad se quieren incrementar a la zona metropolitana”.

“Es un tema de desarrollo urbano para detener la mancha urbana y empezar a buscar los crecimientos para que los consumos se puedan dar con los volúmenes que hoy se tienen garantizados, porque creces la red, creces la posibilidad de fugas crecen los mantenimientos y eso implica un mayor costo de operación, esos costos de operación se pudieran eliminar y pudiéramos estar invirtiendo en este tipo de proyectos con muchas facilidades”, puntualizó.

// El Porvenir