La Carpeta:
1 de 10
 
.
Staff
enero 9, 2019, 9:48 am

El jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, afirmó que ha visto escepticismo por los errores que ha cometido el gobierno. "Pero una golondrina no hace verano, tenemos muchos aciertos", aseveró.

Al participar en la 30 Reunión Anual de Embajadores y Cónsules, el empresario y también funcionario expuso que si bien el gobierno federal fue muy cuestionado por cancelar la construcción del aeropuerto en Texcoco, y con ello se perdió confianza, después vinieron hechos que permiten ganar el terreno perdido.

"Después vino el presupuesto y después cómo la Secretaría de Hacienda [SHCP] arregló el tema de los bonos; la relación con Estados Unidos no puede ser mejor (...); con Jesús [Seade] vivimos momentos difíciles con el Tratado [de Libre Comercio, ahora llamado T-MEC], lo sacamos.

"El nuevo ministro de la [Suprema] Corte es excepcional; lo que acaba de hacer el presidente [Andrés Manuel López Obrador] con los huachicoleros no es tema menor. Todo eso genera confianza y congruencia entre lo que se dijo en campaña, con lo que se está implementando", señaló.

Romo pidió a la diplomacia creer en México y, sobre todo, promover al país, porque así se puede cambiar. "Tenemos un gobierno nuevo, fresco, que está cambiando las cosas. Hoy la situación nos favorece. La confianza está regresando, lo que tenemos que hacer en México es creernos y transpirar confianza", dijo.

Se refirió al crecimiento económico de México como uno de los temas que le apasionan. El país, habló, ha crecido en el orden de 2%, y cada que hay un cambio de gobierno hay cautela en los inversionistas, sea cual sea el cambio.

"Si seguimos trabajando en las líneas propuestas y generando confianza, no dudo que en tres años estemos en los órdenes de 3% o 3.5%. México está con un Presidente de una aceptación de 80%, los flujos de inversión están volviendo a entrar, si lo mantenemos, no tengo dudas que más que el crecimiento lo que va a ser más importante es el ánimo emocional de todos", precisó.

No se atrevió a poner cifras de cuánto puede crecer el país en materia económica, porque resulta difícil frente a un mundo complejo, pero, dijo, con entusiasmo y conservando a México en la posición ideal en que se encuentra hoy, sin duda los flujos de capital se van a venir a la nación.

"No tenemos competencia. La guerra comercial de Estados Unidos y China, toda la parte de Asia, he recibido muchos empresarios que se están regresando. Estamos bastante optimistas, es difícil decir qué porcentaje de crecimiento, pero la tendencia va a cambiar", afirmó.

Romo añadió que si además se mejora al menos 20% la seguridad en el país, entidades como Tamaulipas, Veracruz, Guerrero, Chihuahua y Sinaloa dejarán de estar paralizadas por la inseguridad y el crecimiento económico será alto.

El funcionario pidió a los diplomáticos traer toda la inversión que se pueda al país.

Dio a conocer que se revisan los acuerdos comerciales que ha firmado México para incrementar la relación mercantil con cada nación, pero "haciéndola más pareja".

Cuestionado sobre la construcción del Tren Maya, Romo dijo que en las próximas cuatro semanas se empezarán a sacar las diferentes fases de licitación con las reglas de juego.

// El Porvenir