La Carpeta:
1 de 10
 
En un riguroso orden de los organizadores que contrastaba con la intensa alegría de miles de regiomontanos, la nave Lewis del Parque Fundidora se engalanó con la presentación de la Copa FIFA // Hugo González, de la banca del América al titular de Rayados...
Staff
abril 13, 2018, 9:08 am

En un riguroso orden de los organizadores que contrastaba con la intensa alegría de miles de regiomontanos, la nave Lewis del Parque Fundidora se engalanó con la presentación de la Copa FIFA.

Diversos países de América Latina vibraron con la exhibición del llamado FIFA World Cup Trophy Tour Coca Cola y en México, Monterrey tuvo un verdadero día con sabor mundialista.

A dos meses del Mundial en Rusia, familias enteras, jóvenes y adultos se dieron su escapada del “jale”, y niños que no fueron al colegio por formar parte de la historia, se conglomeraron en el magno escenario.

Ataviados con camisolas verdes de la Selección Nacional de México o de diversos equipos de la Liga MX, la llegada al sitio en el que se encontraba la espectacular Copa FIFA, tuvo previos puntos en el que los miles de visitantes gozaron.

De entrada, cada persona pasaba por un detector de metales y pasando esta zona, los rostros se iluminaban pues iban directos para ver el preciado trofeo.

Pantallas en las que aparecían figuras rutilantes del pasado y del presente, fueron observadas con asombro.

Previo a la llegada del sitio de la Copa FIFA, los juegos interactivos formaron parte de esa inmensa alegría con la que los regiomontanos gozaron de un jueves esplendoroso.

Y así las cosas, al momento de llegar a la sala en la que la Copa FIFA aguardaba a los miles de regios, grupos de 200 a 300 personas ingresaban, ordenadamente, en lapsos de 10 minutos.

Los organizadores, con una excelente fase de orden, hacían pasar a cada una de los visitantes y ahí, a un lado de la idolatrada Copa FIFA, todos, alcanzaban la foto histórica.

Fue un jueves intenso, un jueves de alegría, un jueves regiomontano en el que si algún aroma se respiraba, era precisamente ese aire mundialista.

Un aire mundialista que para quienes tuvieron la oportunidad de asistir, asombrase con todas las estrellas rutilantes en las pantallas y tomarse la foto del recuerdo con la Copa FIFA en la nave Lewis, fue simple y sencillamente inolvidable.

Hugo González, de la banca del América al titular de Rayados