El exgobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes, y el todavía titular de la Fiscalía General del Estado, Jorge Winckler, ofrecieron una recompensa de un millón de pesos por un delincuente sobre quien no tenían una orden de aprehensión.

De acuerdo con reportes de medios locales, Alaín López Sánchez, “La Liebre”, fue señalado en julio de 2017, por el entonces gobernador, como el responsable del homicidio de una familia en Coatzacoalcos. Entre las víctimas, se encontraban cuatro menores de edad.

Pese a la exposición mediática, el Fiscal Jorge Winckler confirmó que sobre el acusado no pesaba una orden de aprehensión, por lo que la recompensa era por informes respecto a su paradero. Las autoridades veracruzanas pasaron 2 años buscando a un supuesto criminal sin tener una orden judicial formal en su contra.

Además, “La Liebre”, fue identificado como uno de los operadores del cártel de Los Zetas en la región. Su arrestó finalmente se concretó el pasado 4 de marzo, un día después de formalizarse la orden en su contra, y es la Fiscalía General de la República (FGE) la dependencia encargada de su resguardo.

Foto propiedad de: @AbogadoWinckler

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.