Después del trasladado de reos desde el Penal del Topo Chico, se registraron disturbios en ese centro penitenciario que dejó 30 lesionados, 12 de ellos custodios y 18 internos, mientras que en el exterior familiares de internos bloquearon la Avenida Aztlán.

Alrededor de las 11:00 horas de este miércoles, hubo una la riña y manifestaciones en el centro penitenciario que se prolongaron por más de una hora, aunque las autoridades aseguraron que en cuestión de minutos tomaron el control.

Ante los hechos arribaron al lugar el grupo antimotines de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado para disuadir a los rijosos, con lo cual minutos después la situación quedó bajo control, según las autoridades estatales.

En los hechos se estableció que 30 personas resultaron lesionadas, 12 corresponden a personal custodio y 18 a internos del centro, que fueron trasladados a diferentes hospitales para su atención médica.

Afuera del penal los familiares de internos manifestaron su inconformidad por la acción, primero verbalmente, después lanzando proyectiles al interior del penal, lo que llevó que las autoridades permanecieran en alerta.

En un intento por hacer que los manifestantes se dispersaran, fue lanzado gas lacrimógeno al exterior, que acusó afectaciones a diversas personas, y pese a eso los inconformes permanecieron en el área.

Los hechos además llevaron a que algunos familiares de reos, alrededor de 20 personas, cerraran durante algunos minutos la Avenida Aztlán, lo que ocasionó problemas en la vialidad tanto en esa arteria como en otras, una de ellas en Rangel Frías.

Algunas autoridades se acercaron para hablar con los inconformes, prometiéndoles acceso al penal para ver a sus familiares, con lo que despejaron la Avenida Aztlán e hicieron filas para esperar al momento de ingresar frente a la reja del lado sur, la misma que justo minutos antes, habían intentaron derribar.

Durante más de una hora se escucharon disturbios en el interior del penal, algunas detonaciones de arma de fuego, lo que hizo que los inconformes rodearan los alrededores del centro para tratar de ver lo qué pasaba.

Desde antes de la salida de los primeros autobuses del penal, la vialidad en el área estuvo afectada, para se hicieron algunos cierres para el paso del convoy.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.