Carmen Sánchez, promotora de tipificar como delito los ataques de ácido contra mujeres en México, fue agredida por segunda ocasión en menos de seis meses tras denunciar los ataques de los que ha sido víctima, el primero de ellos el 20 de febrero de 2014.

El pasado 14 de abril, Sánchez fue agredida por al menos 15 hombres en un callejón del municipio de Ixtapaluca en el Estado de México, quienes le reprocharon sus denuncias en medios de comunicación.

“Me volvieron a decir que por puta me habían quemado, que me lo merecía, que ahora ya andaba buscando justicia en la televisión”, declaró Carmen Sánchez en una entrevista concedida a Telediario.

Sánchez fue auxiliada por su hermano Antonio, quien recibió un golpe con un tubo; ambos presentaron una denuncia ante el Ministerio Público de Ixtapaluca por “lesiones dolosas” contra tres presuntos responsables y se espera que el miércoles el caso se envíe a una Agencia Especializada en Género.

“Fue un ataque machista”: Carmen Sánchez

La primera amenaza de muerte que recibió Carmen Sánchez en menos de seis meses, fue en noviembre de 2018 vía telefónica. Tras el ataque del domingo, Sánchez solicitará medidas de protección a la Comisión Nacional de Derechos Humanos y pidió apoyo legal a las bancadas que respaldaron la iniciativa.

Acusó que la agresión “fue un acto machista” y que, pese a esto, continuará con su lucha para frenar las agresiones con ácido a mujeres, además de pedir la detención de Efrén, quien la atacó con ácido en febrero de 2014 cuando era su pareja.

En una entrevista con Milenio, Carmen narró que entonces, Efrén pretendía coaccionarla para que volviera a ser su pareja, a lo cual Sánchez se negó, “su respuesta de él fue que, si yo no iba a estar con él, nunca iba a volver a estar con nadie”, tras lo que le arrojó ácido a la cara.

Por la agresión, corre el riesgo de perforación en su ojo dado que el párpado no está completamente reconstruido, además perdió el cuello que ahora está reconstruido con injertos de su pierna.

Foto propiedad de: Cuartoscuro

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.