Se fue el primero y ya comenzó la cuenta regresiva para vivir el segundo. La Final Regia por la Liga de Campeones de la Concacaf tuvo la Ida en un Estadio Universitario a pleno, pero la Navidad fue de Rayados. San Nicolás Sánchez la clavó de cabeza y le dio el triunfo por 1-0.

Los nervios jugaron su partido. La adrenalina corrió por cada cuerpo regio, sobre todo de los 22 que arrancaron el encuentro. Se notó en el campo de juego. Imprecisiones, malas decisiones y poco futbol. De la línea para afuera, fiesta total. Color, calor, pasión, fuegos artificiales. El verdadero Clásico, el que pasó da ser regional a Mundial: en juego, además del título internacional, está el boleto al Mundial de Clubes de la FIFA.

Esa sangre corriendo por las venas le generó mejor acción a Rayados. Los visitantes no sintieron la presión de miles y miles de hinchas gritando en su casa, por lo que se hicieron cargo del balón por dos motivos: movilidad en los pies de Rodolfo Pizarro y pasividad total en el doble 5 de Tigres. Además, Layún atacó por derecha y Salcedo, lateral por izquierda, no supo cómo dar pelea.

Guzmán fue sacando lo que le tiraron: A Funes Mori, a Pabón… Hasta el palo jugó para el Patón, rechazando un zurdazo de Nico Sánchez, quien se mandó al frente y llegó casi de 9. Parecía que no iba a entrar. Sin embargo, vayan a decirle a Nicolás que algo es imposible: él va y lo hace posible. Lo hace realidad.

Nico peleó, saltó, se le escapó a Meza y clavó un cabezazo en el ángulo. Nahuel apenas lo pudo mirar, testigo en primera fila. Y Sánchez se llenó el alma de gol. Beso al escudo, mordida a la camiseta y un grupo de albiazules abrazos en el Uni. Únicos.

Recién a los 55 minutos de juego llegó una situación importante para Tigres. Sí, luego de un tiempo y un poco más, cuando Carioca probó a Barovero. Lo despertó. Porque a partir de ahí, Trapito se hizo enorme. También le sacó una a Dueñas y otra a Quiñones.

Ferretti se jugó las últimas balas de la Ida mandando a Gignac y Damm a la cancha (por Vargas y Aquino). Así, abrió un poco su equipo, llevó preocupación con Dédé, que si bien vuelve de una lesión, ya sabemos de quién hablamos. Y lo buscó. Pero no lo encontró. O chocó con Barovero, una de las figuras de la primera Final.

Rayados tomó ventaja con Nico Sánchez en el Uni de San Nicolás de los Garza. Queda otro round, el miércoles 1° de mayo en el BBVA.

https://www.oncediario.com/notas/13746-tigres-rayados-ida-san-nicolas-sacnehz-uni-concacaf

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.