Pobladores e integrantes del Concejo Ciudadano Indígena se enfrentaron en la Casa Comunal luego del homicidio del alcalde de Nahuatzen, Michoacán, David Otlica Avilés.

El enfrentamiento ocurrió cerca de las 11 de la mañana de este martes cuando pobladores de la comunidad se dieron cita en las oficinas comunitarias con la exigencia de justicia por el asesinato del alcalde de extracción perredista.

De acuerdo con el reporte de un habitante al diario Reforma, los pobladores responsabilizan del homicidio a los miembros del Concejo Ciudadano Indígena, por lo que los retuvieron luego de que estos se resguardaran en la vivienda y presuntamente, detonaran cohetones con el objetivo de disuadir a los manifestantes en los alrededores.

Para atender la contingencia, la Policía Estatal de Michoacán desplegó 250 elementos que resguardaran el orden de los pobladores en la región, mientras el cuerpo del edil era trasladado al Servicio Médico Forense) en Morelia para que se le practicase la necropsia de ley.

Antecedente del Concejo Ciudadano Indígena

El Concejo Ciudadano Indígena tenía 18 miembros y estaba presidido por Gerardo Talavera, quien era simpatizante del Movimiento de Regeneración Nacional, sin embargo, se encuentra aprehendido desde diciembre de 2018 en el Centro de Reinserción Social de Uruapan por los delitos de asesinato, disturbios, quema de casas y vehículos.

El Concejo se formó tras un conflicto postelectoral que aconteció en el ayuntamiento cuando un militante del Partido de la Revolución Democrática, Miguel Prado, ganó la contienda a Talavera de Morena.

De acuerdo con La Voz de Michoacán, el Concejo arrastraba conflictos con el alcalde asesinado originados por la disputa en la entrega de recursos provenientes del Estado y de la Federación, pues a Nahuatzen se le adeudaban 36 millones de pesos desde 2018.

El mismo Concejo descalificaba al gobierno de Otlica Avilés como ilegítimo, sin embargo, habitantes de la comunidad habían solicitado al alcalde asesinado que ya no entregara recursos porque no habían comprobado el ejercicio de 15 millones de pesos de 2018, además de que los comuneros desconocen a sus integrantes.

Cero impunidad, promete Silvano Aureoles

El gobernador de la entidad, Silvano Aureoles quien también es de extracción perredista, condenó el acto y dijo que apoyaría a la Fiscalía General del Estado de Michoacán en su investigación para ubicar a los responsables.

Además, celebró una reunión con la Mesa de Coordinación Estatal para evaluar el avance de los operativos de seguridad en la entidad, mientras se pronunciaba a favor del fortalecimiento de las policías municipales y el refuerzo federal para evitar la repetición de incidente como los de Nahuatzen.

Foto propiedad de: @RuidoEnLaRed

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.