El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que no debe haber “sumisión” entre los empresarios y el gobierno.

“No es ‘sí, señor; lo que usted diga, señor; lo que usted quiera, señor’. No existe eso, ya que tenemos que ponernos de acuerdo en la diversidad (con los empresarios) y eso muy rico, si hay discrepancia que podamos unirnos en lo fundamental. ¿Qué es lo fundamental en estos tiempos? Que se acabe la corrupción.”

Mencionó que las declaraciones al diario estadounidense Financial Times del presidente de Grupo Salinas, Ricardo Salinas Pliego, sobre críticas al actual modelo económico y donde llamó a López Obrador “un populista de izquierda quien se dio la misión vertiginosa de transformar a México”, es parte de la discrepancia.

El ejecutivo dijo en conferencia de prensa que no debe haber una relación incondicional, pero sí de respeto, “con Salinas Pliego y con otros tenemos una muy buena relación, pero no coincidimos en todo”.

Recordó que “le conmovió” cuando el actual presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar, tomó posesión y se comprometió a ayudar para que la economía del país crezca 4 por ciento al final del sexenio y para terminar con la pobreza.

“Cuando me toca intervenir le digo (a Salazar) que le agradezco y que le pido uno más (compromiso): que logremos acabar con la corrupción. Y dice sí, tres compromisos.”

Añadió que la semana pasada se reunió con el presidente del presidente de Grupo Carso, Carlos Slim, y aunque no reveló sobre qué hablaron dijo que hubo coincidencia en unos temas y en otros no.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.