Irán condenó las nuevas sanciones en el sector metalúrgico impuestas por Estados Unidos contra Irán ya que van contra las normas internacionales, mientras la Unión Europea rechazó el ultimátum de 60 días que Teherán dio a los europeos para mantener vivo el acuerdo nuclear de 2015.

El vocero de la cancillería iraní, Abbas Mousavi, cuestionó las sanciones de Estados Unidos a las exportaciones de metales, tales como el acero, aluminio, cobre y hierro, por considerar que van contra los compromisos internacionales, además aseguró que Estados Unidos será responsable de las pérdidas causadas.

Estados Unidos impuso las sanciones a Teherán y amenazó con nuevas acciones, después de que Irán anunció que suspenderá algunos de sus compromisos del acuerdo nuclear firmado en 2015 con las grandes potencias.

El presidente iraní, Hasán Rohaní, informó que su país dejará de vender uranio enriquecido y el excedente de agua pesada en contrariedad a lo estipulado en el Plan de Acción Integral Conjunto (JCPOA, por sus siglas en inglés), firmado también por Rusia, China, Francia, Reino Unido y Alemania.

Además, Rohaní amenazó con renunciar a otros compromisos del acuerdo si los restantes signatarios no encuentran una solución en un plazo de 60 días para aliviar los efectos de las sanciones estadounidenses contra Irán, en particular en los sectores petrolero y bancario.

Este jueves, la Unión Europea y los ministros de Exteriores de Alemania, Francia y Reino Unido manifestaron que están “totalmente comprometidos” con el acuerdo nuclear de Irán, pero no aceptarán ningún ultimátum de la república islámica para mantener vivo el pacto.

“Rechazamos cualquier ultimátum y evaluaremos el cumplimiento de Irán con sus compromisos nucleares”, advirtieron Alemania, Francia y Reino Unido, así como la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, en una declaración conjunta.

Asimismo, lamentaron la imposición de nuevas sanciones de Estados Unidos contra Irán y llamaron a los países que no son parte del acuerdo a abstenerse de tomar cualquier acción que impida la capacidad de las partes restantes para cumplir plenamente sus compromisos.

El portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán, Behrouz Kamalvandi, explicó este jueves que las medidas adoptadas por Irán no tienen como objetivo vulnerar el acuerdo nuclear, sino por el contrario fortalecerlo.

“Nuestra meta es fortalecer el acuerdo y traerlo de nuevo al camino correcto”, dijo Kamalvandi en declaraciones a la agencia iraní de noticias IRNA.

Irán y el Grupo 5+1 (China, Estados Unidos, Francia, Reino Unido, Rusia y Alemania) firmaron el 14 de julio de 2015 el acuerdo nuclear y comenzaron a implementarlo el 16 de enero de 2016, mediante el cual Teherán limitaba sus actividades nucleares a cambio del levantamiento progresivo de las sanciones.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.