El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó este lunes que todavía no decide si acudirá a la Cumbre del G-20 que se llevará a cabo los días 28 y 29 de junio en Osaka, Japón, y que reunirá a los líderes de los principales países del mundo.

En su conferencia de prensa matutina, el mandatario no descartó su participación en el encuentro multilateral, pero subrayó que tiene muchas ocupaciones y posiblemente prefiera permanecer en el país para atenderlos, pues su prioridad siempre serán los asuntos internos.

“Lo estoy analizando, estoy viendo porque estoy ocupado de tiempo completo en atender los asuntos nacionales”.

En todo caso, consideró que el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón, realizaría un gran papel al acudir a la cumbre en su nombre, pues es un colaborador que tiene toda su confianza y ya lo ha representado de buena manera en encuentros con autoridades de otras naciones.

“No quiero ser candil de la calle y oscuridad en la casa”

López Obrador destacó la importancia de este tipo de cumbres, pues permiten el diálogo directo entre líderes mundiales y la creación de agendas comunes en temas como desarrollo o el cuidado del medio ambiente; sin embargo, también apuntó que su gobierno tiene en estos momentos otras prioridades que tienen que ver con lo interno.

“A pesar que se trata de una reunión importante, lo estoy analizando, porque aquí nos dividimos el trabajo. (Esto) es un equipo y yo me siento muy bien representado por Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores. Vamos a valorarlo y vamos a decidir en su momento”.

“Considero que en la situación en que está nuestro país, lo más importante es mejorar la economía, el bienestar en México, garantizar la paz, la tranquilidad. Creo que si no en todo tiempo, en estos momentos la mejor política exterior es la interior. No quiero ser candil de la calle y oscuridad en la casa”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.