Baja California Sur se suma a las entidades que sancionan la divulgación sin consentimiento de contenido íntimo -popularmente conocido como pack-, con penas que pueden alcanzar hasta los 10 años en prisión.

Impulsada por agrupaciones como el Colectivo Kybernus, la llamada “Ley Olimpia” fue aprobada en el Congreso de Baja California Sur de manera unánime con el voto de 18 de los 21 legisladores presentes.

Los legisladores de BCS avalaron modificar la redacción del artículo 183 bis y 183 ter a fin de identificar qué es el ciberacoso, quién lo comete y cómo se sanciona. La redacción aprobada quedó de la siguiente manera para el 183 bis del Código Penal de Baja California Sur:

“Comete ciberacoso sexual quien hostigue, amenace o envíe contenido no requerido en una o más ocasiones que por medio de la tecnología de la información y telecomunicaciones, redes sociales como electrónicos, mensajería instantánea o cualquier espacio digital, causen daño en la dignidad de la persona. El ciberacoso sexual se sancionará con pena de prisión de 11 meses a 6 años y de 50 a 600 días de multa en el momento de la comisión del delito.”

Sin embargo, se contemplan agravantes cuando la víctima sea una persona menor de edad o no tenga la capacidad de comprender -aun con su consentimiento- el ciberacoso sexual. La redacción del artículo 183 ter quedó así:

“Se impondrá una pena de 6 hasta 10 años de prisión y hasta 500 días de multa a quien haciendo uso de medios de radiodifusión, telecomunicaciones, informáticos o cualquier otro medio de transmisión de datos contacte a una persona menor de 18 años de edad o que no tenga capacidad de comprender el significado del hecho aún con su consentimiento o por cualquier causa no pueda resistirlo y le requiera audio, imágenes o videos de actividad sexual explicita, actos de connotación sexual o le solicite un encuentro sexual a fin de cometer cualquiera de los delitos descritos en los artículos 169, 170 y 187.”

 “Lo logramos”, exclamaron las activistas que impulsaron la iniciativa ciudadana que comenzó cuando una joven fue víctima de su pareja sentimental y comprendió que no había otro camino que modificar las leyes de Puebla. Su lucha inspiró a otras a abrazar e impulsar iniciativas en otras entidades.

Desde diciembre de 2018 a la fecha, la llamada Ley Olimpia se ha impulsado y aprobado en los congresos de Puebla, Chiapas, Guanajuato, Veracruz y Yucatán.

El origen de la Ley Olimpia

Cuando recién cumplió 18 años, Olimpia aceptó una grabación íntima por parte de su pareja, sin imaginarse que meses después el archivo sería robado y difundido desde su propio teléfono móvil.

Comenzaba la era de las redes sociales y en plataformas de vídeo como Facebook, Olimpia comenzó a ser evidenciada y perseguida, sin haber consentido la difusión de sus contenidos y sin enviar cualquier archivo.

Olimpia fue víctima de violencia sexual cibernética en sus modalidades de sextorsión, trata virtual, comercio sexual cibernético y persecución. Durante meses vivió con dolor por lo vivido, pero la valentía le hizo reconocer a otras mujeres que, como ella, sufrían ataques directos a su dignidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.