El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos de Honduras, Roberto Herrera Cáceres, solicitó un trato digno a los migrantes del Triángulo Norte centroamericano, que excluya el uso de la fuerza en su destino hacia Norteamérica.

El ombudsman hondureño externó su preocupación por las medidas que tomará México con Estados Unidos, por las recientes negociaciones y señaló que, junto a sus homólogos de El Salvador, Guatemala y México, establecerán estrategias que contribuyan a que la migración sea más ordenada, regular, segura y se garantice la dignidad humana.

Aun cuando la acción de México ha sido bastante abierta y humanitaria, ahora se toman medidas de fuerza, con la movilización de seis mil efectivos de la recién creada Guardia Nacional, a la frontera sur, por el masivo ingreso de centroamericanos indocumentados que cruzan México para llegar a Estados Unidos.

“Nos preocupa porque la Guardia Nacional es nueva y, en este sentido, no sabemos su nivel de sensibilización y capacitación en el trato que debe dar de acuerdo con los derechos humanos de las personas migrantes”, y añadió que Honduras debe mejorar su seguimiento a estas acciones y sus resultados.

Herrera dijo que la semana pasada, hizo una petición a su colega y presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos de México, Luis Raúl González para que la Secretaría de Gobernación de México tenga a bien recibir a los Ombudsman del Triángulo Norte (El Salvador, Guatemala y Honduras), informó, el periódico hondureño Proceso Digital.

El propósito es tener contacto directo con la comisión y hacerle planteamientos de soluciones constructivas, que contribuyan con la de “nuestros gobiernos”, para avanzar en un encuentro de medidas que verdaderamente no solo prevengan la migración, sino que aseguren una migración más ordenada, regular y segura.

El titular hondureño manifestó que tiene constante comunicación con el presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos de México y con los presidentes de las comisiones estatales de México, especialmente con las del sureño estado mexicano de Chiapas, la norteña ciudad de Tijuana y otros Estados mexicanos vecinos.

“Estamos pendientes y damos seguimiento a la situación de nuestros migrantes y, en general, de todos los que van en esas caravanas, pero con atención especial a los migrantes hondureños”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.