La Fiscalía General de Justicia del Estado, investiga un intento de secuestro contra un conocido comerciante del municipio de Montemorelos, Nuevo León. Los delincuentes dejaron abandonado el vehículo que utilizaron en el fallido rapto, en una calle sin pavimentar, en el municipio de Allende.

Los hechos se registraron a las 9:00 horas del jueves, cuando los delincuentes armados con pistolas tipo escuadra llegaron a un negocio de pollos ubicado en el centro de Montemorelos. Los sujetos utilizaron un vehículo de la marca Mazada rojo con placas de Nuevo León.

Los secuestradores tenían varias horas estacionados a unos 20 metros de distancia de la distribuidora de pollos, ubicada en las calles Cuauhtémoc esquina con calle Degollado. Los delincuentes esperaron a que llegara el dueño del local, para abrir la cortina de acero e iniciar las labores.

En ese momento ya estaban cuatro trabajadores que vestían pantalón de mezclilla y una playera color amarrillo, para identificarse como empleados del local. Apenas abrió las cortinas, cuando se acercó el vehículo Mazada, donde descendieron tres sujetos, de entre 25 y 30 años.

Todos ellos llevaban puesto un pantalón de mezclilla y una playera blanca. Uno de los sujetos se quedó en la puerta y dos más entraron por el comerciante, a quien arrastraron.

Cuando intentaban subirlo al vehículo Mazada, para llevárselo, el comerciante forcejeó con los pistoleros y logró escapar.

Al ver frustrado el secuestro, los delincuentes escaparon, dejando el automóvil abandonado en las calles Abasolo, entre Venustiano Carranza y Morelos, en Allende, Nuevo León.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.