Con 14 votos a favor y por unanimidad este jueves se ratificó a Francisco Javier Mendoza Torres como Presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado de Nuevo León. El Magistrado Presidente queda reelecto en sus funciones y estará en el cargo por dos años más al frente del TSJENL.

La elección se llevó a cabo la mañana de este jueves y ya por la tarde en el Auditorio del Poder Judicial se realizó el Informe de Actividades. En una votación donde todos los magistrados, incluidos los cuatro interinos que en días pasados fueron nombrados en sesión ordinaria, eligieron a Mendoza Torres como Magistrado Presidente. Su segundo periodo empieza a partir de hoy hasta el 31 de Julio del 2021.

Además, Mendoza Torres añadió que dentro de los grandes retos que vienen en este nuevo periodo, el principal será la justicia laboral, esto debido que la Junta de Conciliación y Arbitraje pasará a ser parte del Poder Judicial.

“Imagínese, se integra todo un ente al Poder Judicial, ahora la Junta de Conciliación de ser una autoridad administrativa, viene a ser una autoridad jurisdiccional”.

Detalló que tienen un tiempo de hasta 3 años para poder realizar este proceso, por lo que ya se trabaja en capacitar a quienes quieren participar en los procesos para ser funcionarios judiciales laborales. Asimismo, el Magistrado Presidente, dijo esperar que el presupuesto asignado para el próximo año sea mayor al que tiene designado actualmente.

Toma protesta por segunda ocasión

Tras ser reelegido como presidente del Tribunal Superior de Justicia en Nuevo León, Francisco Javier Mendoza Torres tomó protesta por segunda ocasión al cargo durante su segundo informe de actividades. Al emitir su mensaje fue claro al manifestarle al Gobernador del Estado, Jaime Rodríguez Calderón que respetara la investidura que los ciudadanos le otorgaron, pero será firme en la postura institucional del Poder Judicial.

A Marco González Valdez, presidente del Congreso del Estado le asguró que acudirá gustoso en busca de la interpretación de la ley con las iniciativas que sean necesarias para garantizar el estado de derecho.

“Recibo esta nueva encomienda con humildad y aún con mayor compromiso, pues entiendo que en esta designación no se entrega un reconocimiento sino un mandamiento, que es el de mejorar lo que se ha hecho y hacerlo con mayor prontitud y solvencia. A la judicatura y sus componentes les invito a continuar por la senda de excelencia que han transitado continuamente. Sabemos que enfrentaremos retos aún mayores, pero estamos dispuestos y preparados para ello. No cedamos, no temamos, no aminoren el paso”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.