Luego que el gobernador Jaime Rodríguez Calderón acusara al Senador Samuel García de estar obsesionado con que el Congreso sancione al Ejecutivo, el legislador le respondió y advirtió que no le permitirá estar por encima de la ley. García Sepúlveda dijo que lo que le obsesiona es el Estado de Derecho.

“Si busco que se le aplique un castigo ejemplar es porque hay una sentencia del TEPJF que lo consideró culpable de utilizar a empleados públicos para obtener firmas de apoyo ciudadano”.

El Mandatario publicó en sus redes sociales que si el Congreso decide destituirlo ponga a Samuel de Gobernador, para que ya no busque votos.

“Yo no busco votos. Estoy pidiendo su destitución para que a ningún Gobernador se le vuelva a ocurrir tratar de estar por encima de la Ley, y menos después de haber despertado la esperanza del pueblo, prometiéndoles un gobierno honesto y eficiente”.

“A jalar que se ocupa”, nos dijo millones de veces, “pero lo que hizo fue poner a jalar a nuestros empleados para sacarle firmas que la ciudadanía no le quiso dar. Acuérdese, ya para cuando andaba siguiendo su sueño presidencial, la raza que paga y manda lo mandó a usted por un tubo, y por eso fue que se vio forzado a hacer trampa”.

El Senador dijo que no buscaría por ningún motivo llegar a ser Gobernador de Nuevo León designado por el Congreso.

“Es un niño nice, fifí, conservador, que está explorando en la política; su papá lo metió a la política porque para el negocio no sirvió, en este país, los papás que tienen hijos, al más zonzo lo meten a la política y al más inteligente lo dejan en los negocios”, había declarado el Gobernador.

A lo que Samuel respondió: “Sr. Gobernador, usted no debe discriminar aplicando epítetos, que además son falsos. Ni nice, ni fifí, soy un abogado que me levanto a las 5 de la mañana y me duermo a las 11 de la noche todos los días, y lo que he logrado me lo he ganado a pulso.

“Y no, en México los papás no meten al más zonzo a la política, o al más inteligente a los negocios. Los verdaderos papás no distinguen entre sus hijos, los quieren por igual, aunque si un político dice que está ahí por zonzo, ¿quién soy yo para desmentirlo?”

Fotografía propiedad de: Samuel García/ Facebook

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.