Miguel Ángel Medina, joven perteneciente a la comunidad LGBT, fue agredido a pedradas y asesinado entre el 9 y 10 de agosto en un panteón de Acayucan, Veracruz, luego de acudir a un evento cultural.

La Unidad Integral de Procuración de Justicia del XX Distrito Judicial, informó que el cuerpo de Miguel Ángel fue encontrado el sábado, un día después de que se reportó su desaparición, en el Panteón Municipal.

Los primeros reportes de las autoridades señalaron que el cuerpo del joven tenía signos de haber sido apedreado y que murió por un golpe que recibió en la cabeza, posiblemente su cabeza fue golpeada contra una de las lápidas del lugar.

De acuerdo con medios locales, los familiares de Miguel Ángel ya reconocieron el cuerpo; ellos habían reportado su desaparición el viernes 9 de agosto por la noche cuando perdieron contacto con él.

Por su parte, la Unidad Integral de Procuración de Justicia señaló que se abrió una carpeta de investigación por homicidio, y que esperan los peritajes para determinar si hubo una agresión sexual en contra de Miguel Ángel, pues se encontraba semidesnudo.

En redes sociales, activistas, amigos y familiares han expresado sus condolencias y debido a las circunstancias del homicidio, piden clasificarlos como un crimen de odio en contra de la comunidad LGBT en Veracruz.

Foto propiedad de: Especial

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.