Por Francisco Tijerina.

“Las prisas son para los “chorizos” (ladrones)

y los malos toreros”

Juncal.

Paco Rabal, genio de la actuación, protagonizó para Televisión Española a finales de los 80’s la serie de trama taurina “Juncal”, en la que daba vida a José Álvarez “Juncal”, un torero que hubo de retirarse a raíz de una cornada.

Mujeriego, un poco pillo, simpático y seductor, “Juncal” era a su manera un sabio que repartía píldoras de conocimientos, taurinos y de la vida, en sentencias y frases que terminan siendo lecciones. De él, la frase que reza que “las prisas son para los chorizos (ladrones) y los malos toreros”.

Recordé a Juncal y su frase por la extraña prisa que tiene Jaime Bonilla Valdez, el gobernador electo de Baja California, porque se publique la reforma constitucional que amplía su mandato de dos a cinco años.

Si Bonilla ya tiene el asunto votado por los diputados a su favor, aunque sabe que terminará de decidirse en la Suprema Corte de Justicia por los recursos interpuestos, no se entiende el por qué de su apresuramiento por la publicación.

“A lo que te truje Chencha” y “yo no entiendo para qué tantos brincos estando el suelo tan parejo”, fueron dos expresiones que utilizó Bonilla ayer en una conferencia de prensa.

En el mismo tenor podríamos responderle que “no por mucho madrugar, amanece más temprano”.

Como bien dijo otro genio que fue Renato Leduc: “sabia virtud de conocer el tiempo”, Bonilla puede tener a su favor todos los apoyos que quiera, pero sus prisas dejan ver también una inseguridad que en nada le favorece.

ftijerin@rtvnews.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.