Se fue a la quiebra Thomas Cook, la agencia de viajes más antigua del mundo. Este lunes, 23 de septiembre, anunció que deberá someterse a una liquidación forzosa.

Con la quiebra de la operadora, se han quedado en tierra 105 aviones, en tanto que 600 turistas están afectados de alguna manera en 17 países.

Se informó que la Autoridad de Aviación Civil británica (CAA) confirmó que Thomas Cook fracasó en las negociaciones de emergencia con su principal accionista y sus acreedores para lograr un rescate.

Hay 22 mil empleos en riesgo

La compañía británica, con 178 años de historia, vivía una situación financiera delicada, la cual intentó sanear con negociaciones, pero al fracasar éstas, “cesó sus operaciones con efecto inmediato”.

La agencia de viajes entró en bancarrota, y ha puesto en riesgo 22 mil empleos, 9 mil de ellos en Reino Unido y el resto, en distintas partes del mundo.

Actualmente tiene de vacaciones a 600 mil turistas, entre ellos 150 mil británicos, que están atrapados en lugares de todo el mundo a falta de ser repatriados.

Necesitaba 227 millones de euros

Thomas Cook quebró tras no poder asegurar los 200 millones de libras (227 millones de euros) que necesitaba como fondos extra para poder garantizar su supervivencia.

La serie de reuniones para negociar la permanencia de la compañía se llevaron a cabo en Londres.

CAA indicó en un comunicado que “todas las reservas del Grupo Thomas Cook, que incluyen los vuelos y las vacaciones, fueron canceladas”.

Inventor del paquete todo incluido

Por su parte, el director de la compañía, Peter Fankhauser, se disculpó en un comunicado: “Me gustaría pedir perdón a nuestros millones de clientes, miles de empleados y socios que nos han apoyado durante tantos años”.

Se señaló que la quiebra del operador británico, inventor del paquete todo incluido, se dio porque no fue capaz de adaptarse a los nuevos hábitos de los viajeros.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.