Los hombres abatidos por personal de Fuerza Civil, en el municipio de China, Nuevo León, se dedicaban al huachicoleo y tráfico de drogas, en esta zona de Nuevo León. Incluso dos de ellos estuvieron recluidos en el Penal del Topo Chico, al ser sorprendidos con armas largas, droga y vehículos robados. También eran investigados con relación al secuestro y ejecución de dos repartidores de una empresa de cerveza en Cadereyta.

La Fiscalía General de Justicia del Estado, informó que los implicados, fueron identificados por medio de sus huellas dactilares. Uno de los abatidos fue identificado como José Guilibaldo Martínez Covarrubias, de 23 años, con domicilio en General Terán. Otro de los fallecidos, se llamaba Gustavo del Ángel Félix, de 22 años, con domicilio en el municipio de China. Así como Genaro Inocencio de la Rosa Álvarez, de 23, quien radicaba en General Bravo.

Los delincuentes presuntamente se enfrentaron a tiros con policías de Fuerza Civil la tarde del lunes en el kilómetro 68 de la carretera China-Méndez. A los implicados les aseguraron dos camionetas, 13 armas largas y dos pistolas, que en el estudio trascendió que fueron utilizadas en otros hechos violentos.

Ya en el año 2016, los sujetos habían sido detenidos por la entonces Policía Rural, al tener en su poder armas, droga, vehículos con reporte de robo, una planta para soldar de gasolina, una compresora y cuatro contenedores vacíos, por lo por lo cual, se estableció que están relacionados con el robo de combustible. La captura ocurrió sobre una brecha que comunica al rancho “El Melón” con General Bravo. Sin embargo, se desconoce, porque estos fueron liberados por la desparecida Procuraduría General de la República.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.