El Frente Poblano por la Familia en convenio con la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla defendió su postura “pro-vida” contra el aborto legal, seguro y gratuito, con mensajes que hacen apología de la violación sexual contra las mujeres, con expresiones como “el violador también es padre y debemos reconocérselo”.

A través de redes sociales, alumnas de la institución denunciaron que la Universidad poblana permitió la entrada de una organización que promueve la violación a los derechos de las mujeres, pues sus cárteles celebraban los nacimientos resultados de violaciones: “Concebida por una violación, amo mi vida” o “Madre por una violación, amo a mi hijo”, fueron las frases que la organización exhibió.

Frente a ello, las estudiantes y usuarias en redes han desatado críticas en contra de la acción de la UPAEP, pues argumentan que “ser padre es más que dejar su semen, por lo tanto, un violador es sólo eso, un violador”; además señalan que al preocuparse por el producto fetal, se rechaza el derecho a decidir de las mujeres.

Otro de los argumentos contra esta campaña “pro-vida” (o pro-violación como lo están nombrando) es que el Frente Poblano, y por lo tanto autoridades de esa Universidad, no están tomando en cuenta la experiencia traumática que implica para una mujer se víctimas de violación; además de que su postura de defender a los hombres responsables de este delito, fomenta la violencia sexual y normalizan la cultura de la violación.

También han acusado que los mensajes revictimizan a las mujeres víctimas de violación, al hacerlas responsables por decidir sobre su cuerpo y tener o no, un aborto seguro: “está minimizando la violencia que implica una violación y enalteciendo como un medio”, dijo otra usuaria en redes.

Cabe resaltar que la UPAEP es una universidad privada católica, sin embargo, las mujeres que se han pronunciado al respecto dicen que esa postura fomenta “un discurso violento” contra los estudiantes. Además, han mencionado a Mara Castilla, estudiante de esa escuela y quien fue secuestrada, violada y asesinada por un conductor de Cabify en 2017 en Puebla.

Ante esta polémica, la Universidad no ha emitido ningún posicionamiento, pero el Frente Poblano por la Familia acusó de ‘doble moral’ a las personas que se indignan por los homicidios de niños de la familia LeBarón pero “hoy promueven que maten a los bebés por violación”, argumento que fue criticado por su cuenta de Facebook.

Finalmente, agradeciendo a la UPAEP por “celebrar el milagro que también proviene de la violación. El violador también es padre y debemos reconocérselo”, escrito en una publicación en redes sociales.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.