Evo Morales, quien habría sido reelecto como presidente de Bolivia en un controvertido proceso electoral, renunció a su cargo este domingo 10 de noviembre tras acusar un golpe de Estado en el país, lo que generó reacciones entre diversos actores políticos.

A través de trío de tuits, Morales Ayma aseveró que su renuncia obedecía a una decisión para que no se siguiera perjudicando a la población trabajadora de Bolivia y añadió que no había ninguna razón para que él escapase, además de pedir que se probasen los robos de los cuales se le acusan.

Añadió que, pese a las acusaciones de ser una dictadura, continuará la lucha por Bolivia a la que llamó “patria libre”: “Nos acusan de dictadura los que perdieron ante nosotros en tantas elecciones. Hoy Bolivia es con inclusión, dignidad, soberanía y fortaleza económica”.

Políticos de izquierda acusan golpe de Estado contra Evo Morales

El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador, reconoció la decisión de Morales de renunciar antes de “exponer a su pueblo a la violencia”.

El presidente electo de Argentina –Alberto Fernández- acusó un golpe de Estado auspiciado por “civiles violentos, personal policiaco y la pasividad del ejército” que ocurrió tras la convocatoria de Morales a un nuevo proceso electoral.

Mientras la expresidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, acusó que la situación en el país sudamericano sólo podía ser llamada como un golpe de Estado debido a que las manifestaciones violentas no eran contenidas por las fuerzas policiacas de forma deliberada, llamando a un pronunciamiento claro a favor de la democracia.

En un sentido similar se pronunció el recién liberado ex presidente brasileño, Lula da Silva, quien añadió que Evo Morales había sido obligado a renunciar y lamentó que en América Latina gobernaba una élite económica incompatible con la democracia.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, condenó también lo que llamó “golpe de Estado” y se dijo en movilización por la preservación de la vida de los pueblos originarios de Bolivia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.