Evo Morales, expresidente de Bolivia, confirmó la existencia de una orden de aprehensión en su contra, tras haber renunciado a su puesto este domingo.

Tras varios minutos de rumores en redes sociales y la difusión de este por parte del líder opositor Luis Fernando Camacho, fue el propio líder indígena quien confirmó la existencia de esta orden de aprehensión.

“Denuncio ante el mundo y pueblo boliviano que un oficial de la policía anunció públicamente que tiene instrucción de ejecutar una orden de aprehensión ilegal en contra de mi persona; asimismo, grupos violentos asaltaron mi domicilio. Los golpistas destruyen el Estado de Derecho”, dijo Evo Morales Ayma.

El exmandatario también denunció la destrucción de su domicilio, mismo que fue vandalizado por grupos opositores.

En redes sociales, se puede observar la grabación que muestra el hogar del hasta hoy presidente de Bolivia, destruido y con pintas en sus paredes.

De momento, no se ha revelado cuales son los presuntos cargos bajo los cuales se plantearía detener a Morales, luego del exitoso golpe de estado en su contra.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.