Las pensiones de los jubilados por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de la llamada “generación de transición” están en constante riesgo y se requiere legislar para brindarles certeza jurídica, afirmaron María Ascensión Morales Ramírez y Carlos Matute, expertos en Derecho a la Seguridad Social, y el economista Jorge Sánchez Tello, en el foro Pensiones a Debate.

Los especialistas coincidieron en que el gobierno federal debe legislar para disminuir los sistemas de pensionesexistentes y mejorar, al menos, el de la Ley del Seguro Social, ello, debido a que la reforma de 1997 estableció que el monto máximo de pensión jubilatoria es de 25 veces el salario mínimo, mientras que en la ley anterior de 1973 este monto era de 10 veces el salario mínimo.

La generación de transición representa a los trabajadores que entraron con la ley de 73, pero que cotizaron con la de 97.

Morales Ramírez explicó que inicialmente la reforma estableció que el incremento del tope salarial sería gra-dual, pero no precisó qué pasaría con la generación de transición que entró cotizando a 10 veces el salario mínimo y salió con el aumento.

En días pasados, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) emitió una jurisprudencia en la que se estableció que la generación de transición no podía jubilarse con el monto máximo de 25 veces el salario mínimo, pues no es posible mezclar legislaciones, por lo que les corresponde el de 10 veces el salario mínimo.

El criterio generó alarma entre los jubilados de la generación de transición, pues en redes sociales se difundió que la jurisprudencia sería obligatoria y que sus pensiones serían disminuidas en forma considerable.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.