El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, informó este martes que su administración suspenderá la entrega de fondos a la Organización Mundial de la Salud (OMS), mientras realiza una revisión sobre el trabajo del organismo.

En conferencia de prensa desde la Casa Blanca, el mandatario estadounidense acusó al organismo internacional de ocultar información sobre la propagación del coronavirus en China y de poner la “corrección política” por encima de las vidas de las personas.

Trump anunció que sus funcionarios realizan una revisión de la “mala administración” de la OMS y que los fondos serán retenidos. Al comunicar la decisión, intensificó los ataques contra el manejo de la OMS sobre la pandemia de COVID-19, los cuales ha hecho desde la semana pasada.

“La OMS falló en investigar reportes creíbles, no se opuso a China, aunque debió haber investigado […] En cambio, elogió a China por su transparencia”, dijo, y mencionó que el organismo impidió a la comunidad internacional el acceso a datos confiables sobre el brote.

“El mundo recibió información falsa sobre transmisión y mortalidad (del coronavirus)”, aseguró Trump, y sentenció que esto es muy preocupante porque Estados Unidos aporta la mayor cantidad de dinero.

El mandatario también acusó a la OMS de ser responsable de las miles de muertes causadas por el COVID-19 en el mundo, pues afirmó que sus reportes hicieron que las naciones no suspendieran sus vuelos a China o dejaran sus barreras abiertas.

“La OMS no dijo dónde colocar nuestras restricciones de viaje, no podemos confiar en sus decisiones, por lo que nuestra nación se ve obligada a encontrar otras formas de trabajar con otros países contra el virus […] Cuando hubiera sido fácil para la OMS ser veraz”, aseveró Trump.

El presidente de Estados Unidos concluyó que estará revisando si la OMS hace modificaciones a su trabajo mientras los fondos son revisados por grupos médicos y políticos, además de que discutirá con otros países sobre qué hacer con el dinero destinado a la OMS.

ONU responde a Trump “No es momento de reducir recursos para la OMS”


El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas, António Guterres, respondió a la decisión de Donald Trump de suspender los fondos de Estados Unidos a la OMS, que “no es momento de reducir recursos para la Organización Mundial de la Salud” .

Guterres dijo que este no es el momento de detener el financiamiento para las operaciones de la OMS o de cualquier otra organización humanitaria en la lucha contra el coronavirus, ante el anuncio de Trump de retener los fondos mientras investiga la respuesta del organismo a la pandemia.

El secretario general reviró que la OMS debe ser apoyada, pues su labor es “absolutamente” fundamental como parte de los esfuerzos del mundo para ganar la guerra contra el COVID-19.

“La OMS, con miles de personas que integran su equipo, está en la primera línea, apoyando a los Estados miembros y sus sociedades, especialmente a los más vulnerables, con orientación, capacitación, equipos y servicios concretos para salvar vidas mientras luchan contra el virus”, sostuvo Guterres en un comunicado.

El máximo representante de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) también dijo que es posible que diferentes entidades tengan diversas lecturas sobre los hechos y que, una vez superada la pandemia, debe haber reflexión sobre cómo reaccionaron todos los actores involucrados ante la crisis, así como saber por qué el virus se propagó de forma devastadora.

No obstante, enfatizó que este no es el momento para hacerlo. “Las lecciones aprendidas serán esenciales para enfrentar de manera efectiva retos similares que puedan producirse en el futuro”, señaló Guterres, y pidió a la comunidad internacional trabajar solidariamente para detener el coronavirus.

Más temprano en la Casa Blanca, Trump comunicó su decisión de retener los fondos a la OMS, mientras su administración revisa el trabajo del organismo en China, país con el cual mantiene una guerra comercial.

Trump acusó a la OMS de haber ocultado información sobre la propagación del coronavirus, en un supuesto contubernio con China, y afirmó que miles de muertes pudieron haberse evitado “si la OMS hubiera ofrecido información veraz”.