Por José Jaime Ruiz

@ruizjosejaime

josejaimeruiz@lostubos.com

El PRI sigue siendo el PRI, pero hay tres PRI o, al menos, tres maneras de entender la división, las facciones. El PRI de Francisco Cienfuegos y de Adrián de la Garza es el PRI institucional, el que reconoce la dirigencia nacional de Alejandro “Alito” Moreno. Frente a ese PRI existen dos PRI disidentes o grupos de priistas disidentes que sólo pueden estar con las posibles candidaturas de Clara Luz Flores o de Ildefonso Guajardo.

Para ganar la presidencia, Andrés Manuel López Obrador se alió con los que pudo, hasta con los dioseros del PES. Las coaliciones marcarán, al menos en Nuevo León, las elecciones del 2021. Los partidos están fracturados, el voto, dividido, como se demostró en Guadalupe y Monterrey. Hay estructuras que sirven más acá de los partidos, aunque nazcan de los partidos, como sucedió en la elección de Miguel Treviño en San Pedro.

La “unidad” del reciente PRI, dentro de su mala ecuación, olvidó que nadie pretendía lo unánime, pero sí las inclusiones. Un partido político excluyente es un partido sin futuro. En política, el peligro de los bandos es que se pueden convertir en bandas. Después escribiré sobre el daño que la figura del exgobernador Rodrigo Medina de la Cruz le puede hacer a la dupla de Paco Cienfuegos y Adrián de la Garza.

Desde el 2015 el PRI en Nuevo León está derrotado. José Natividad González Parás no podrá resarcir su tremendo error de haber impulsado a Rodrigo Medina a la gubernatura. El 2018 puso, electoralmente, al PRI en su lugar. Batallaron en el Congreso local, batallaron en Monterrey y Guadalupe; César Garza Villarreal no tuvo una noche espectacular en Apodaca. Y, sin embargo, sus administraciones no lo han hecho mal. Y, sin embargo, no basta.

Hay un PRI que está dispuesto a seguir, de suceder, la candidatura de Morena de Clara Luz Flores. Hay un PRI que está dispuesto a seguir la candidatura, por donde se dé, de Ildefonso Guajardo y hay un PRI que seguirá a Adrián de la Garza y a Paco Cienfuegos para Nuevo León y para la alcaldía de Monterrey. Las exclusiones siempre cobran facturas. Es más fácil que se integren en el 2021 Clara Luz e Ildefonso a sumarse ellos a Adrián y Paco. Una parte del PRI será determinante para el 2021. ¿Qué harán Cristina Díaz y César Garza Villarreal? ¿Y los otros?

1 COMENTARIO

  1. Cesar y Clara que son muy inteligentes se sumaran a Ildefonso y formarán parte de su gabinete, Adrián y Paco deberemos convencerlos de que acepten sumarse y no provocar divisiones porque solos no ganan ni dejarán que gane el partido a pesar de que otros partidos aceptan hacer un frente común con Ildefonso que es la unica forma de ganarle al partido en el poder.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.